Boletín Que gara
Qué gara

Ahora puedes suscribirte a nuestro Nuevo boletín semanal

Suscríbete

Joven es asesinado en el parque de Gualaceo

Agentes de la Dinased efectúan el levantamiento del cadáver del joven asesinado en el parque Simón Bolívar.

El crimen fue cometido la madrugada de ayer por un sujeto que lo atacó con un objeto cortopunzate, otra persona resultó herida y se encuentra internada en un centro hospitalario de Cuenca.

Durante un incidente registrado la madrugada del domingo en el parque Simón Bolívar, del cantón Gualaceo, dos jóvenes fueron apuñalados, uno murió y el otro se encuentra en estado crítico.


María Sumba relató que alrededor de las 00:30 recibió una llamada telefónica y una voz le dijo que su hijo Julio Vicente Cobos Sumba, de 19 años, fue atacado con un arma blanca. Contó que cuando llegó al parque lo encontró tendido en el piso, cubierto con un plástico negro, rodeado de policías y de gente que quería ver el cuerpo.
La madre lo recuerda como un hijo trabajador quien se ganaba la vida trabajando en el taller de mecánica industrial que tiene su hermano mayor; cree que su muerte fue por no dejarse robar su teléfono celular, pide a las autoridades que investiguen hasta dar con el asesino, para que la muerte de su hijo no quede en la impunidad.


Auxilio
Según el reporte del Cuerpo de Bomberos, la muerte fue instantánea por una herida profunda en el pecho, causada con un objeto cortopunzante; además, un joven identificado como Marco Illiguin, de 24 años, fue trasladado de urgencia al hospital Moreno Vázquez debido a que tenía lesiones causadas con un arma blanca, luego fue transferido a un hospital de Cuenca, donde se encuentra internado con pronóstico reservado.


Rubén Cobos, hermano del joven asesinado, comentó que Gualaceo dejó de ser un cantón tranquilo debido a la presencia de pandillas y de sujetos que se dedican a la venta de drogas y al robo. (I)


Los familiares creen que el asesinato fue cometido por robarle su teléfono celular, esperan que el autor sea capturado.
Dos sujetos fueron requeridos por la Fiscalía para las indagaciones y dar con el paradero del criminal.

Joven es asesinado en el parque de Gualaceo

Agentes de la Dinased efectúan el levantamiento del cadáver del joven asesinado en el parque Simón Bolívar.

El crimen fue cometido la madrugada de ayer por un sujeto que lo atacó con un objeto cortopunzate, otra persona resultó herida y se encuentra internada en un centro hospitalario de Cuenca.

Durante un incidente registrado la madrugada del domingo en el parque Simón Bolívar, del cantón Gualaceo, dos jóvenes fueron apuñalados, uno murió y el otro se encuentra en estado crítico.


María Sumba relató que alrededor de las 00:30 recibió una llamada telefónica y una voz le dijo que su hijo Julio Vicente Cobos Sumba, de 19 años, fue atacado con un arma blanca. Contó que cuando llegó al parque lo encontró tendido en el piso, cubierto con un plástico negro, rodeado de policías y de gente que quería ver el cuerpo.
La madre lo recuerda como un hijo trabajador quien se ganaba la vida trabajando en el taller de mecánica industrial que tiene su hermano mayor; cree que su muerte fue por no dejarse robar su teléfono celular, pide a las autoridades que investiguen hasta dar con el asesino, para que la muerte de su hijo no quede en la impunidad.


Auxilio
Según el reporte del Cuerpo de Bomberos, la muerte fue instantánea por una herida profunda en el pecho, causada con un objeto cortopunzante; además, un joven identificado como Marco Illiguin, de 24 años, fue trasladado de urgencia al hospital Moreno Vázquez debido a que tenía lesiones causadas con un arma blanca, luego fue transferido a un hospital de Cuenca, donde se encuentra internado con pronóstico reservado.


Rubén Cobos, hermano del joven asesinado, comentó que Gualaceo dejó de ser un cantón tranquilo debido a la presencia de pandillas y de sujetos que se dedican a la venta de drogas y al robo. (I)


Los familiares creen que el asesinato fue cometido por robarle su teléfono celular, esperan que el autor sea capturado.
Dos sujetos fueron requeridos por la Fiscalía para las indagaciones y dar con el paradero del criminal.