Ataque a policías es atribuido a grupos antimineros

El patrullero presenta rotura de vidrios, daños en las llantas y otras averías, supuestamente, causadas por antimineros. armando suquisupa EL TIEMPO

Dos policías resultaron heridos y sus armas de dotación desaparecieron durante una agresión registrada en el sector Río Blanco, en Molleturo.


La mañana de ayer agentes de Criminalística efectuaron los peritajes de los daños causados al vehículo de la Policía Nacional que fue destruido en un ataque ocurrido en el sector Río Blanco, perteneciente a la parroquia Molleturo, del cantón Cuenca.


El vehículo tenía los vidrios rotos, las llantas bajas y otros daños. Como consecuencia del ataque dos policías resultaron heridos y armamento policial terminó  extraviado.


La Policía informó que el hecho se suscitó alrededor de las 12:00 del sábado, cuando los uniformados cumplían un patrullaje de rutina.
 Los  policías fueron asistidos por personal del Ministerio de Salud Pública y trasladados a casas asistenciales donde se recuperan.


El informe detalla que para resguardar al personal que labora en la zona y para recuperar el patrullero fueron movilizados dos oficiales personal del Grupo de Operaciones Especiales, GOE, y 30 policías de la Unidad del Mantenimiento del Orden, UMO.


Daños
Las autoridades responsabilizan el hecho a grupos que se oponen a la minería.
María Paula Romo, ministra del Interior, en su cuenta de Twitter difundió fotografías en las que se ve a los uniformados atendidos en una ambulancia y al patrullero destruido. “Aquí algunas evidencias del comportamiento de los antisociales en la zona de Río Blanco. No importa cómo se denomine, la violencia no tiene justificación ni puede tolerase”, escribió.


Xavier Martínez, gobernador del Azuay (e), rechazó estas agresiones y anunció que se dará con el paradero de los implicados. “No nos dejemos engañar ciudadanos de Cuenca y de Molleturo, como Gobierno Nacional somos respetuosos de la ley, no se realizará actividades mineras porque existe una orden judicial”, aseveró Martínez. (I)


El caso fue puesto en conocimiento de la Fiscalía del Azuay para esclarecer las circunstancias de la agresión y dar con
los responsables.

Ataque a policías es atribuido a grupos antimineros

El patrullero presenta rotura de vidrios, daños en las llantas y otras averías, supuestamente, causadas por antimineros. armando suquisupa EL TIEMPO

Dos policías resultaron heridos y sus armas de dotación desaparecieron durante una agresión registrada en el sector Río Blanco, en Molleturo.


La mañana de ayer agentes de Criminalística efectuaron los peritajes de los daños causados al vehículo de la Policía Nacional que fue destruido en un ataque ocurrido en el sector Río Blanco, perteneciente a la parroquia Molleturo, del cantón Cuenca.


El vehículo tenía los vidrios rotos, las llantas bajas y otros daños. Como consecuencia del ataque dos policías resultaron heridos y armamento policial terminó  extraviado.


La Policía informó que el hecho se suscitó alrededor de las 12:00 del sábado, cuando los uniformados cumplían un patrullaje de rutina.
 Los  policías fueron asistidos por personal del Ministerio de Salud Pública y trasladados a casas asistenciales donde se recuperan.


El informe detalla que para resguardar al personal que labora en la zona y para recuperar el patrullero fueron movilizados dos oficiales personal del Grupo de Operaciones Especiales, GOE, y 30 policías de la Unidad del Mantenimiento del Orden, UMO.


Daños
Las autoridades responsabilizan el hecho a grupos que se oponen a la minería.
María Paula Romo, ministra del Interior, en su cuenta de Twitter difundió fotografías en las que se ve a los uniformados atendidos en una ambulancia y al patrullero destruido. “Aquí algunas evidencias del comportamiento de los antisociales en la zona de Río Blanco. No importa cómo se denomine, la violencia no tiene justificación ni puede tolerase”, escribió.


Xavier Martínez, gobernador del Azuay (e), rechazó estas agresiones y anunció que se dará con el paradero de los implicados. “No nos dejemos engañar ciudadanos de Cuenca y de Molleturo, como Gobierno Nacional somos respetuosos de la ley, no se realizará actividades mineras porque existe una orden judicial”, aseveró Martínez. (I)


El caso fue puesto en conocimiento de la Fiscalía del Azuay para esclarecer las circunstancias de la agresión y dar con
los responsables.