Familias de Membrillos esperan por nuevas viviendas

Mariana Naula muestra su vivienda que fue destruida por el macrodeslizamiento en la zona de Membrillos. Miguel Arévalo EL TIEMPO Edy Pérez Alvarado [email protected]

El movimiento de tierras ocurrió en abril del 2017 y, aunque el Municipio asegura que ya hay un terreno para construir 15 nuevas casas, la construcción de los inmuebles aún no empieza.  

Mariana Naula, de 50 años, respira hondo, se encoge de hombros y señala su casa, que está en el suelo desde abril del 2017. Un macrodeslizamiento ocurrido en esa fecha la hundió y lo mismo ocurrió con el terreno donde sembraba.


Esta tragedia la vivieron ella y unas 14 familias más, que vieron cómo día a día se agrietaban las paredes de sus viviendas, el techo y el suelo, hasta que fueron obligados a abandonar la comunidad de Membrillos, en el cantón Nabón.


Aunque ya pasó un año y seis meses, para Naula y su exvecino Luis Naula, parece que la tragedia fue ayer. Les duele haber perdido su hogar y también el terreno donde sembraban plantas  y críaban animales.


“Nosotros vivíamos de la venta de papas, sambo, zapallo, de lo que vendíamos en Cuenca”, recuerda Naula.
Ahora, no solo se quedaron sin un techo, sino que también tuvieron que reinventarse nuevos oficios para poder mantenerse.
Luis Naula entra a su vivienda, que se reduce a escombros. Bloques en el piso, el suelo partido en dos y las paredes agrietadas. El terreno donde solía sembrar también está hundido, quiere que una máquina le aplane la tierra para volver a sembrar.


Ahora ambos, Naula y Mariana Naula, viven en Nabón, decidieron migrar a la capital del cantón y abandonar la agricultura.
La alcaldesa de Nabón, Magali Quezada, aseguró que el Municipio ya tiene un terreno para las 15 viviendas y que el Ministerio de Desarrollo Urbano y Vivienda es el responsable de la construcción. (I)
Ayuda. La Alcaldía del cantón  otorgó una vivienda social a Mariana Naula, quien no paga arriendo y reside en Nabón.
Suspensión. La actividad agrícola en el sector fue suspendida por la seguridad de los habitantes de la comunidad.
hundimiento. La vía principal de Membrillo es de tierra,  se puede observar las grietas en el suelo y cómo el terreno se sigue hundiendo.

Familias de Membrillos esperan por nuevas viviendas

Mariana Naula muestra su vivienda que fue destruida por el macrodeslizamiento en la zona de Membrillos. Miguel Arévalo EL TIEMPO Edy Pérez Alvarado [email protected]

El movimiento de tierras ocurrió en abril del 2017 y, aunque el Municipio asegura que ya hay un terreno para construir 15 nuevas casas, la construcción de los inmuebles aún no empieza.  

Mariana Naula, de 50 años, respira hondo, se encoge de hombros y señala su casa, que está en el suelo desde abril del 2017. Un macrodeslizamiento ocurrido en esa fecha la hundió y lo mismo ocurrió con el terreno donde sembraba.


Esta tragedia la vivieron ella y unas 14 familias más, que vieron cómo día a día se agrietaban las paredes de sus viviendas, el techo y el suelo, hasta que fueron obligados a abandonar la comunidad de Membrillos, en el cantón Nabón.


Aunque ya pasó un año y seis meses, para Naula y su exvecino Luis Naula, parece que la tragedia fue ayer. Les duele haber perdido su hogar y también el terreno donde sembraban plantas  y críaban animales.


“Nosotros vivíamos de la venta de papas, sambo, zapallo, de lo que vendíamos en Cuenca”, recuerda Naula.
Ahora, no solo se quedaron sin un techo, sino que también tuvieron que reinventarse nuevos oficios para poder mantenerse.
Luis Naula entra a su vivienda, que se reduce a escombros. Bloques en el piso, el suelo partido en dos y las paredes agrietadas. El terreno donde solía sembrar también está hundido, quiere que una máquina le aplane la tierra para volver a sembrar.


Ahora ambos, Naula y Mariana Naula, viven en Nabón, decidieron migrar a la capital del cantón y abandonar la agricultura.
La alcaldesa de Nabón, Magali Quezada, aseguró que el Municipio ya tiene un terreno para las 15 viviendas y que el Ministerio de Desarrollo Urbano y Vivienda es el responsable de la construcción. (I)
Ayuda. La Alcaldía del cantón  otorgó una vivienda social a Mariana Naula, quien no paga arriendo y reside en Nabón.
Suspensión. La actividad agrícola en el sector fue suspendida por la seguridad de los habitantes de la comunidad.
hundimiento. La vía principal de Membrillo es de tierra,  se puede observar las grietas en el suelo y cómo el terreno se sigue hundiendo.