Ruinas de Duma a recuperación

Luego de detectar algunos problemas en el complejo arqueológico de Chobshi, ubicado en  el cantón Sígsig, el INPC y el Municipio darán mantenimiento emergente al castillo.
El complejo arqueológico de Chobshi, compuesto por el Castillo de Duma, la Cueva Negra y las ruinas de Shabalula, fueron visitados por personal del Instituto Nacional de Patrimonio Cultural, INPC y miembros del GAD de Sígsig.


Durante el recorrido efectuado esta semana, los expertos detectaron que los líquenes, musgos y el monte son el problema más grande, pues se están adhiriendo a las rocas. Además, visitaron la cueva y Shabalula.


Ambas instituciones decidieron iniciar el mantenimiento emergente en el castillo. Con mano de obra del GAD y asesoría del INPC, harán la limpieza hasta el 15 de diciembre.


El director del INPC regional 6, Patricio Zamora, comentó ayer que empezarán retirando la maleza más grande, para después proceder al microdesmalezamiento. “Para eso tendremos que capacitar al personal”, detalló.
Hasta el mes de marzo tienen planteado la recuperación total del castillo.


 Por su parte, el director de Cultura del Sígsig, Mauricio Pesántez, agregó que también se limpiará las caminerías del lugar y tienen planificado involucrar a la comunidad y a los estudiantes para lograr la protección del lugar.


Zamora y Pesántez coinciden en que este nuevo proyecto no solo pondrá en valor la reserva arqueológica de Chobshi, sino que también servirá para mejorar los ingresos económicos en el sector y en el cantón Sígsig.


 Hernán Cabrera, quien es guía de turistas, amante de las culturas ancestrales y miembro de la Asociación Comunitaria de Chobshi, denunció el abandono de las ruinas por más de dos años, pero nadie le tomaba en cuenta.


Explica que se trata de un castillo de antes de 1450 y donde lideraba Duma, el primer cacique cañari. El castillo, asegura Cabrera, es la construcción cañari más grande que existe en el país.


“Se trata de una unidad constructiva”, que tiene una dimensión de 115 metros de largo por 22,80 metros de ancho, fabricada con más de 23.500 piedras volcánicas que fueron colocadas una encima de otra y fijadas con tierra húmeda”. Además es el corazón del complejo arqueológico. (I)

Ruinas de Duma a recuperación

Luego de detectar algunos problemas en el complejo arqueológico de Chobshi, ubicado en  el cantón Sígsig, el INPC y el Municipio darán mantenimiento emergente al castillo.
El complejo arqueológico de Chobshi, compuesto por el Castillo de Duma, la Cueva Negra y las ruinas de Shabalula, fueron visitados por personal del Instituto Nacional de Patrimonio Cultural, INPC y miembros del GAD de Sígsig.


Durante el recorrido efectuado esta semana, los expertos detectaron que los líquenes, musgos y el monte son el problema más grande, pues se están adhiriendo a las rocas. Además, visitaron la cueva y Shabalula.


Ambas instituciones decidieron iniciar el mantenimiento emergente en el castillo. Con mano de obra del GAD y asesoría del INPC, harán la limpieza hasta el 15 de diciembre.


El director del INPC regional 6, Patricio Zamora, comentó ayer que empezarán retirando la maleza más grande, para después proceder al microdesmalezamiento. “Para eso tendremos que capacitar al personal”, detalló.
Hasta el mes de marzo tienen planteado la recuperación total del castillo.


 Por su parte, el director de Cultura del Sígsig, Mauricio Pesántez, agregó que también se limpiará las caminerías del lugar y tienen planificado involucrar a la comunidad y a los estudiantes para lograr la protección del lugar.


Zamora y Pesántez coinciden en que este nuevo proyecto no solo pondrá en valor la reserva arqueológica de Chobshi, sino que también servirá para mejorar los ingresos económicos en el sector y en el cantón Sígsig.


 Hernán Cabrera, quien es guía de turistas, amante de las culturas ancestrales y miembro de la Asociación Comunitaria de Chobshi, denunció el abandono de las ruinas por más de dos años, pero nadie le tomaba en cuenta.


Explica que se trata de un castillo de antes de 1450 y donde lideraba Duma, el primer cacique cañari. El castillo, asegura Cabrera, es la construcción cañari más grande que existe en el país.


“Se trata de una unidad constructiva”, que tiene una dimensión de 115 metros de largo por 22,80 metros de ancho, fabricada con más de 23.500 piedras volcánicas que fueron colocadas una encima de otra y fijadas con tierra húmeda”. Además es el corazón del complejo arqueológico. (I)