Complejo Pillco Cajas, un lugar estratégico prehispánico

Vista panorámica de Pillco Cajas, donde se localiza el Inga Ñawi o indio dormido. En la fotografía se lo aprecia en la parte central de la imagen.

 Está ubicado en la parroquia La Unión en el Valle del Río Jubones o Valle de Yunguilla, considerada una de las áreas geográficas andinas más importantes. En este lugar se localiza  una de las arterias viales, comerciales y culturales más significativas que datan de la época prehispánica.

Vestigios de cerámica hallados en el sitio arqueológico Pillco Cajas, sitio bañado por varias quebradas que desembocan en el Río Jubones.Excavaciones y cateo realizados en Pillco Cajas, como parte de una investigación de tesis de la U. de Cuenca dirigida por Napoleón Almeida

Foto: Fragmento de borde con “impresiones de tejido” recuperado del sitio arqueológico Pillcocajas durante un cateo.

El Complejo Arqueológico Pillco Cajas está ubicado en la parroquia Abdón Calderón (La Unión), en el cantón Santa Isabel en la provincia del Azuay. Rodeada por cordilleras, esta zona es considerada una de las áreas geográficas andinas más importantes, conocida como el Valle del Río Jubones o Valle de Yunguilla.
En una investigación de tesis de la Universidad de Cuenca, dirigida en 2016 por los arqueólogos Napoleón Almeida (+) y Wladimir Galarza, se plantea la naturaleza arqueológica de Pillco Cajas y su relación con el contexto histórico y cultural de la cuenca del Valle del Río Jubones.


Galarza explica que en esta zona se localiza una de las arterias viales, comerciales y culturales más importantes de la época prehispánica.
Durante un paseo por este valle realizado el pasado día 11, junto a una treintena de turistas, Galarza se refirió a la historia del lugar. Destacó una formación lacustre que se conoce como Inga Ñawi, voces kichwas que significan ‘la cabeza del inca’ o el ‘inca dormido’.


“Esta formación orográfica está compuesta por los cerros Campanero, Porotos y Gradas. Corresponde a las representaciones antropomorfas de los cañaris, porque aquí se asentó una de sus etnias, conocida como Cañaribambas”, aseguró.


Los cerros Campanero y Gradas, cuentan con estructuras de vigilancia que servían para controlar el comercio y para regular a los pueblos de la cuenca media y baja del Valle Jubones.


Un estudio efectuado por Galarza en el 2011, que reposa en el INPC, reporta un sitio arqueológico que está junto al Inga Ñawi en Pillco Cajas, donde se hallaron una serie de aposentos cañaris. “Es netamente cañari, los aposentos no tienen el patrón de asentamiento incásico conocido por su muro perimetral, sino que están adosados unos a otros y ya fueron reportados en época temprana del siglo XX, no solo por Max Uhle, sino por Paul Rivet”, subrayó Galarza.
Agregó que “el Inga Ñawi, representa la deificación del antropomorfismo, que forma parte de la cosmovisión andina, es decir, el hombre como eje del conocimiento”.


Ubicación
Según la investigación dirigida por Almeida y Galarza, Cañaribamba al ubicarse en un lugar estratégico geográficamente, desarrolló una importante actividad comercial con pueblos de la Costa ecuatoriana y posiblemente con el Perú.
“Los cañaribambas establecieron vínculos comerciales con dos zonas principalmente: Machala de donde traían pescado y sal; y Zaruma a donde llevaban harina y maíz”, se indica en la investigación.


Cerámica
Los estudios arqueológicos sobre las zonas cercanas a Pillco Cajas son escasos. Una primera referencia data del año 1979, cuando una Misión Inglesa presidida por Elizabeth Carmichael del Museo Británico, realizó indagaciones en el valle del Río Jubones.
La arqueóloga Carmichael reportó en ese entonces, en el área de Sumaj-pamba en Villa Jubones, cerámica perteneciente al Período Formativo Tardío (1500 a.C. – 500 a. C.).


De su parte, el arqueólogo Jaime Idrovo señala que es importante recordar que “Cañaribamba alberga, en sus diferentes sitios de asentamiento prehispánico, una cronología que va desde el Período Formativo hasta el Período de Integración”.


De los estudios realizados por el arqueólogo  Idrovo en el Valle de Yunguilla, en el año de 1994, se reportó cerámica perteneciente a la fase Tacalshapa (Período de Integración); esta cerámica se caracteriza por poseer unas formas estandarizadas, sin decoración, gruesa y burda. (F)


El Inga Ñawi está formado por los cerros Campanero, Porotos y Gradas”.
Wladimir Galarza
Arqueólogo


Lugar. Pillco Cajas está bañado por varias quebradas que desembocan en el Río Jubones, que cruza de norte a sur el valle de Yunguilla.
nombres. La región antigua  de Girón se conoció con el nombre de Pakaybamba (llanura de la guaba) y Santa Isabel era Chawarurco (loma de pencos).
ubicación. La parroquia Abdón Calderón, más conocida como La Unión está en el sureste del cantón Santa Isabel a 70 kilómetros de Cuenca.
El río Jubones era conocido en lengua cañari como ‘Tamalaycha’


Antiguamente, el río Jubones era conocido en lengua cañari como ‘Tamalaycha’,  que quiere decir ‘río que se come a los indios’. Esto debido a que en épocas invernales, los indígenas que querían cruzar el afluente erran arrastrados por el caudal. Sin embargo, el río cambió de nombre en la época de la colonia.   “Su nombre actual viene de  un accidente. Un comerciante que llevaba jubones (blusas y camisas) de los españoles fue arrastardo por el agua  y desde ahí quedó con el nombre del río de los Jubones y más tarde Jubones únicamente”, explicó el arqueólogo Wladimir Galarza, quien   ha efectuado estudios sobre el lugar. (F)

Complejo Pillco Cajas, un lugar estratégico prehispánico

Vista panorámica de Pillco Cajas, donde se localiza el Inga Ñawi o indio dormido. En la fotografía se lo aprecia en la parte central de la imagen.

 Está ubicado en la parroquia La Unión en el Valle del Río Jubones o Valle de Yunguilla, considerada una de las áreas geográficas andinas más importantes. En este lugar se localiza  una de las arterias viales, comerciales y culturales más significativas que datan de la época prehispánica.

Vestigios de cerámica hallados en el sitio arqueológico Pillco Cajas, sitio bañado por varias quebradas que desembocan en el Río Jubones.Excavaciones y cateo realizados en Pillco Cajas, como parte de una investigación de tesis de la U. de Cuenca dirigida por Napoleón Almeida

Foto: Fragmento de borde con “impresiones de tejido” recuperado del sitio arqueológico Pillcocajas durante un cateo.

El Complejo Arqueológico Pillco Cajas está ubicado en la parroquia Abdón Calderón (La Unión), en el cantón Santa Isabel en la provincia del Azuay. Rodeada por cordilleras, esta zona es considerada una de las áreas geográficas andinas más importantes, conocida como el Valle del Río Jubones o Valle de Yunguilla.
En una investigación de tesis de la Universidad de Cuenca, dirigida en 2016 por los arqueólogos Napoleón Almeida (+) y Wladimir Galarza, se plantea la naturaleza arqueológica de Pillco Cajas y su relación con el contexto histórico y cultural de la cuenca del Valle del Río Jubones.


Galarza explica que en esta zona se localiza una de las arterias viales, comerciales y culturales más importantes de la época prehispánica.
Durante un paseo por este valle realizado el pasado día 11, junto a una treintena de turistas, Galarza se refirió a la historia del lugar. Destacó una formación lacustre que se conoce como Inga Ñawi, voces kichwas que significan ‘la cabeza del inca’ o el ‘inca dormido’.


“Esta formación orográfica está compuesta por los cerros Campanero, Porotos y Gradas. Corresponde a las representaciones antropomorfas de los cañaris, porque aquí se asentó una de sus etnias, conocida como Cañaribambas”, aseguró.


Los cerros Campanero y Gradas, cuentan con estructuras de vigilancia que servían para controlar el comercio y para regular a los pueblos de la cuenca media y baja del Valle Jubones.


Un estudio efectuado por Galarza en el 2011, que reposa en el INPC, reporta un sitio arqueológico que está junto al Inga Ñawi en Pillco Cajas, donde se hallaron una serie de aposentos cañaris. “Es netamente cañari, los aposentos no tienen el patrón de asentamiento incásico conocido por su muro perimetral, sino que están adosados unos a otros y ya fueron reportados en época temprana del siglo XX, no solo por Max Uhle, sino por Paul Rivet”, subrayó Galarza.
Agregó que “el Inga Ñawi, representa la deificación del antropomorfismo, que forma parte de la cosmovisión andina, es decir, el hombre como eje del conocimiento”.


Ubicación
Según la investigación dirigida por Almeida y Galarza, Cañaribamba al ubicarse en un lugar estratégico geográficamente, desarrolló una importante actividad comercial con pueblos de la Costa ecuatoriana y posiblemente con el Perú.
“Los cañaribambas establecieron vínculos comerciales con dos zonas principalmente: Machala de donde traían pescado y sal; y Zaruma a donde llevaban harina y maíz”, se indica en la investigación.


Cerámica
Los estudios arqueológicos sobre las zonas cercanas a Pillco Cajas son escasos. Una primera referencia data del año 1979, cuando una Misión Inglesa presidida por Elizabeth Carmichael del Museo Británico, realizó indagaciones en el valle del Río Jubones.
La arqueóloga Carmichael reportó en ese entonces, en el área de Sumaj-pamba en Villa Jubones, cerámica perteneciente al Período Formativo Tardío (1500 a.C. – 500 a. C.).


De su parte, el arqueólogo Jaime Idrovo señala que es importante recordar que “Cañaribamba alberga, en sus diferentes sitios de asentamiento prehispánico, una cronología que va desde el Período Formativo hasta el Período de Integración”.


De los estudios realizados por el arqueólogo  Idrovo en el Valle de Yunguilla, en el año de 1994, se reportó cerámica perteneciente a la fase Tacalshapa (Período de Integración); esta cerámica se caracteriza por poseer unas formas estandarizadas, sin decoración, gruesa y burda. (F)


El Inga Ñawi está formado por los cerros Campanero, Porotos y Gradas”.
Wladimir Galarza
Arqueólogo


Lugar. Pillco Cajas está bañado por varias quebradas que desembocan en el Río Jubones, que cruza de norte a sur el valle de Yunguilla.
nombres. La región antigua  de Girón se conoció con el nombre de Pakaybamba (llanura de la guaba) y Santa Isabel era Chawarurco (loma de pencos).
ubicación. La parroquia Abdón Calderón, más conocida como La Unión está en el sureste del cantón Santa Isabel a 70 kilómetros de Cuenca.
El río Jubones era conocido en lengua cañari como ‘Tamalaycha’


Antiguamente, el río Jubones era conocido en lengua cañari como ‘Tamalaycha’,  que quiere decir ‘río que se come a los indios’. Esto debido a que en épocas invernales, los indígenas que querían cruzar el afluente erran arrastrados por el caudal. Sin embargo, el río cambió de nombre en la época de la colonia.   “Su nombre actual viene de  un accidente. Un comerciante que llevaba jubones (blusas y camisas) de los españoles fue arrastardo por el agua  y desde ahí quedó con el nombre del río de los Jubones y más tarde Jubones únicamente”, explicó el arqueólogo Wladimir Galarza, quien   ha efectuado estudios sobre el lugar. (F)