Azogues vive sus fiestas con gastronomía, arte y cultura

Conciertos, desfiles, ferias, exposiciones, platos típicos y otros espacios fueron las ofertas turísticas y atractivos de los 199 años de Independencia de la capital de Cañar. La celebración por la emancipación política culmina hoy con una parada militar y la sesión solemne.

Ferias, desfiles y eventos culturales, además del concierto internacional con el artista Marco Antonio Solís, fueron el plato fuerte de las festividades por los 199 años de Independencia del cantón Azogues que hoy cumple su desfile cívico, sesión solemne y entrega de preseas.

El ambiente festivo de esquina a esquina en las principales calles de la cabecera cantonal era notorio, la amabilidad de la gente que en su rostro reflejaba una sonrisa para con los visitantes, fueron los factores principales de la celebración.

En una plaza céntrica de Azogues estaba Carmita Orquera, en una pequeña carpa emplazada en el centro de este sitio destinado para la artesanía.

Ahí sus muñecas hechas en tela la acompañaban. “Aquí estamos, mostrando nuestra cultura y tradición, obras hechas con nuestras manos, lo que un verdadero artesano hace”, sostuvo con orgullo mientras acomodaba cada una de sus consentidas, como ella les dice.

En este mismo espacio, Marco Collaguazo, un artesano que trabaja la madera liviana, también ordenaba sus obras, cajas, joyeros, búhos y otros adornos. “La gente adquirió los productos más coloridos, para ponerle color también a sus hogares”, alegó el artesano.

Estos festivales buscan la reactivación económica de la ciudad. Con conciertos, ferias gastronómicas, actividades culturales y con la participación de artistas locales e internacionales el GAD Municipal busca beneficiar a empresarios, hoteleros, restaurantes, entre otros.

Las ferias fueron el plato fuerte de la celebración al igual que el concierto internacional que se desarrolló el 2 de noviembre.

La intención, según el alcalde Romel Sarmiento, es brindar el apoyo a la cultura. “La finalidad de todas estas actividades es que las personas que visiten conozcan la identidad que define a Azogues para potenciarla con sus distintas actividades”, destacó Sarmiento.

Adelantó que desde este año ya se preparan las fiestas del 2020 donde el cantón celebrará 200 años de Independencia.

Turistas como Bolívar Sánchez, quien llegó desde Guayaquil para disfrutar de los cuatro días de asueto en el Austro, sostuvo que su cronograma de actividades se centraron en disfrutar de los conciertos y de las ferias para llevar un recuerdo de esta ciudad.

“La gastronomía fue uno de los incentivos que tuve para visitar. Me recomendaron mucho el sitio ‘Cuchilandia’ para comer el chancho en todas sus presentaciones”, indicó.

Katty Vásquez, directora municipal de Cultura informó que hoy a las 09:00, en la avenida Andrés F. Córdova, se llevará a cabo la parada militar y a las 11:00 en el Teatro Municipal “Guillermo Domínguez”, la sesión solemne. (I)

Sitios turísticos de Azogues destacan por su religiosidad

La ciudad cuenta con 75.000 habitantes, con ocho parroquias rurales y tres parroquias urbanas. Para quienes quieran participaron de la agenda de actividades, disfrutaron de majestuosos lugares de turismo, religioso, cultural y de aventura.

El santuario de la Virgen de la Nube, venerada en lo alto de la ciudad, es uno de los atractivos culturales.

El cerro Abuga, ubicado a dos kilómetros de Azogues, es una elevación ideal para los amantes de la caminata. En la cima se encuentra una imagen de la virgen de la Nube. También pueden ser visitados el bosque protector Pichahuaycu, en la parroquia San Miguel de Porotos, y el bosque protector Dudas-Mazar, en la parroquia Pindilig.

Para los que gustan de la historia y aún permanezcan en Azogues pueden visitar el Museo Etnográfico y Arqueológico ‘Édgar Palomeque Vivar’, ubicado en el centro de la ciudad, en las calles Bolívar y Aurelio Jaramillo. Allí hay una colección de 350 piezas de las culturas Narrío, Cañari e Inca.

En las plazas y mercados de Azogues el visitante puede encontrarse con una gama de artistas y artesanos que elaboran prendas, una es el sombrero de paja toquilla.

Para los apasionados por la comida, Azogues ofrece cascaritas, carnes y fritada, platos que preparan los habitantes de esta localidad y que se los puede encontrar en la avenida 24 de Mayo. El hornado es otro de los manjares de este cantón que se puede degustar en el mercado no solo en las festividades. (I)

Sandra Altafulla
Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Azogues vive sus fiestas con gastronomía, arte y cultura

Conciertos, desfiles, ferias, exposiciones, platos típicos y otros espacios fueron las ofertas turísticas y atractivos de los 199 años de Independencia de la capital de Cañar. La celebración por la emancipación política culmina hoy con una parada militar y la sesión solemne.

Ferias, desfiles y eventos culturales, además del concierto internacional con el artista Marco Antonio Solís, fueron el plato fuerte de las festividades por los 199 años de Independencia del cantón Azogues que hoy cumple su desfile cívico, sesión solemne y entrega de preseas.

El ambiente festivo de esquina a esquina en las principales calles de la cabecera cantonal era notorio, la amabilidad de la gente que en su rostro reflejaba una sonrisa para con los visitantes, fueron los factores principales de la celebración.

En una plaza céntrica de Azogues estaba Carmita Orquera, en una pequeña carpa emplazada en el centro de este sitio destinado para la artesanía.

Ahí sus muñecas hechas en tela la acompañaban. “Aquí estamos, mostrando nuestra cultura y tradición, obras hechas con nuestras manos, lo que un verdadero artesano hace”, sostuvo con orgullo mientras acomodaba cada una de sus consentidas, como ella les dice.

En este mismo espacio, Marco Collaguazo, un artesano que trabaja la madera liviana, también ordenaba sus obras, cajas, joyeros, búhos y otros adornos. “La gente adquirió los productos más coloridos, para ponerle color también a sus hogares”, alegó el artesano.

Estos festivales buscan la reactivación económica de la ciudad. Con conciertos, ferias gastronómicas, actividades culturales y con la participación de artistas locales e internacionales el GAD Municipal busca beneficiar a empresarios, hoteleros, restaurantes, entre otros.

Las ferias fueron el plato fuerte de la celebración al igual que el concierto internacional que se desarrolló el 2 de noviembre.

La intención, según el alcalde Romel Sarmiento, es brindar el apoyo a la cultura. “La finalidad de todas estas actividades es que las personas que visiten conozcan la identidad que define a Azogues para potenciarla con sus distintas actividades”, destacó Sarmiento.

Adelantó que desde este año ya se preparan las fiestas del 2020 donde el cantón celebrará 200 años de Independencia.

Turistas como Bolívar Sánchez, quien llegó desde Guayaquil para disfrutar de los cuatro días de asueto en el Austro, sostuvo que su cronograma de actividades se centraron en disfrutar de los conciertos y de las ferias para llevar un recuerdo de esta ciudad.

“La gastronomía fue uno de los incentivos que tuve para visitar. Me recomendaron mucho el sitio ‘Cuchilandia’ para comer el chancho en todas sus presentaciones”, indicó.

Katty Vásquez, directora municipal de Cultura informó que hoy a las 09:00, en la avenida Andrés F. Córdova, se llevará a cabo la parada militar y a las 11:00 en el Teatro Municipal “Guillermo Domínguez”, la sesión solemne. (I)

Sitios turísticos de Azogues destacan por su religiosidad

La ciudad cuenta con 75.000 habitantes, con ocho parroquias rurales y tres parroquias urbanas. Para quienes quieran participaron de la agenda de actividades, disfrutaron de majestuosos lugares de turismo, religioso, cultural y de aventura.

El santuario de la Virgen de la Nube, venerada en lo alto de la ciudad, es uno de los atractivos culturales.

El cerro Abuga, ubicado a dos kilómetros de Azogues, es una elevación ideal para los amantes de la caminata. En la cima se encuentra una imagen de la virgen de la Nube. También pueden ser visitados el bosque protector Pichahuaycu, en la parroquia San Miguel de Porotos, y el bosque protector Dudas-Mazar, en la parroquia Pindilig.

Para los que gustan de la historia y aún permanezcan en Azogues pueden visitar el Museo Etnográfico y Arqueológico ‘Édgar Palomeque Vivar’, ubicado en el centro de la ciudad, en las calles Bolívar y Aurelio Jaramillo. Allí hay una colección de 350 piezas de las culturas Narrío, Cañari e Inca.

En las plazas y mercados de Azogues el visitante puede encontrarse con una gama de artistas y artesanos que elaboran prendas, una es el sombrero de paja toquilla.

Para los apasionados por la comida, Azogues ofrece cascaritas, carnes y fritada, platos que preparan los habitantes de esta localidad y que se los puede encontrar en la avenida 24 de Mayo. El hornado es otro de los manjares de este cantón que se puede degustar en el mercado no solo en las festividades. (I)

Sandra Altafulla
Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.