Perú refuerza trabajo en casos de corrupción

La Junta de Fiscales Supremos, a través de una resolución, determinó que el número de funcionarios se incrementará durante 2019 a fin de indagar en los casos Lava Jato y Odebrecht, que vinculan a políticos.
La Junta de Fiscales Supremos asegura que continuará trabajando en los casos de corrupción detectados en su país.
FOTO: EFE

La Junta de Fiscales Supremos de Perú ampliará durante todo 2019 las tareas del equipo especial de la Fiscalía que investiga los casos Lava Jato y Odebrecht en el país, según sendas resoluciones oficiales publicadas ayer en el diario oficial.

Una de las resoluciones prorrogó hasta el 31 de diciembre del próximo año la vigencia de las plazas fiscales creadas para investigar los delitos de corrupción de funcionarios vinculados en el país con el escándalo de corrupción más grande de Latinoamérica.

Aunque esta decisión puede implicar la continuidad de los fiscales encargados hasta el momento de esos casos, que son liderados por el fiscal coordinador Rafael Vela, no los menciona por su nombre.

Otro integrante destacado del equipo es el fiscal José Domingo Pérez, a cargo de casos como las investigaciones por presunto lavado de activos contra la líder opositora Keiko Fujimori y el expresidente Alan García.

Medios locales insistieron en las últimas semanas en que ambos fiscales iban a ser removidos de sus cargos, en medio de la pugna abierta que mantienen con el fiscal general de Perú, Pedro Chávarry, al que acusan de intentar afectar sus pericias y tener vínculos con una red de corrupción en la Judicatura conocida como “Los cuellos blancos del puerto”.

En Perú, la Fiscalía investiga los millonarios sobornos que Odebrecht ha admitido que entregó para financiar campañas presidenciales de 2011 y 2016.

Entre estos se encuentran los expresidentes Alejandro Toledo, Alan García, Ollanta Humala y Pedro Kuczynski, Keiko Fujimori y Susana Villarán. De todas ellos, en este momento solo Keiko cumple una orden de prisión preventiva durante 36 meses, mientras se le investiga a Toledo. (I)

La resolución ratifica dos plazas de fiscales provinciales y 21 de fiscales adjuntos que tienen a su cargo las investigaciones.

Perú refuerza trabajo en casos de corrupción

La Junta de Fiscales Supremos asegura que continuará trabajando en los casos de corrupción detectados en su país.
FOTO: EFE

La Junta de Fiscales Supremos de Perú ampliará durante todo 2019 las tareas del equipo especial de la Fiscalía que investiga los casos Lava Jato y Odebrecht en el país, según sendas resoluciones oficiales publicadas ayer en el diario oficial.

Una de las resoluciones prorrogó hasta el 31 de diciembre del próximo año la vigencia de las plazas fiscales creadas para investigar los delitos de corrupción de funcionarios vinculados en el país con el escándalo de corrupción más grande de Latinoamérica.

Aunque esta decisión puede implicar la continuidad de los fiscales encargados hasta el momento de esos casos, que son liderados por el fiscal coordinador Rafael Vela, no los menciona por su nombre.

Otro integrante destacado del equipo es el fiscal José Domingo Pérez, a cargo de casos como las investigaciones por presunto lavado de activos contra la líder opositora Keiko Fujimori y el expresidente Alan García.

Medios locales insistieron en las últimas semanas en que ambos fiscales iban a ser removidos de sus cargos, en medio de la pugna abierta que mantienen con el fiscal general de Perú, Pedro Chávarry, al que acusan de intentar afectar sus pericias y tener vínculos con una red de corrupción en la Judicatura conocida como “Los cuellos blancos del puerto”.

En Perú, la Fiscalía investiga los millonarios sobornos que Odebrecht ha admitido que entregó para financiar campañas presidenciales de 2011 y 2016.

Entre estos se encuentran los expresidentes Alejandro Toledo, Alan García, Ollanta Humala y Pedro Kuczynski, Keiko Fujimori y Susana Villarán. De todas ellos, en este momento solo Keiko cumple una orden de prisión preventiva durante 36 meses, mientras se le investiga a Toledo. (I)

La resolución ratifica dos plazas de fiscales provinciales y 21 de fiscales adjuntos que tienen a su cargo las investigaciones.

Botón