Trump tendrá "flexibilidad" en los aranceles

El presidente estadounidense, Donald Trump, suavizó ayer su postura sobre la imposición de aranceles al acero y aluminio al asegurar que mostrará "gran flexibilidad" con aquellos que "son amigos de verdad", después de que se abriese la puerta a exenciones para diversos países.
El presidente Donald Trump aplicará aranceles del 25 por ciento a las importaciones de acero y del 10 por ciento al aluminio. EFE

"Tenemos que proteger y construir nuestras industrias de acero y aluminio al mismo tiempo que mostramos gran flexibilidad y cooperación con aquellos que son amigos de verdad y nos tratan de manera justa tanto en comercio como en defensa", dijo Trump en su cuenta de Twitter.


Trump, quien desde hace tiempo protesta por lo que dice que son prácticas comerciales injustas de parte de China y de otros países, convocó la semana pasada a ejecutivos del acero y del aluminio a la Casa Blanca y anunció que aplicará aranceles del 25 por ciento al acero importado y del 10 por ciento a las importaciones de aluminio.


El miércoles, la portavoz de la Casa Blanca, Sarah Huckabee Sanders, informó que el presidente "firmará algo antes del final de esta semana" y agregó que "habrá potenciales exclusiones para México y Canadá con base en la seguridad nacional, y potencialmente también para otros países".

Reacciones
La decisión de Trump ha provocado inquietud internacional ante la posibilidad de que se desencadene una guerra comercial como consecuencia de medidas similares por parte de otros países en respuesta al proteccionismo estadounidense.
El vicepresidente de la Comisión Europea, Jyrki Katainen, insistió en que la Unión Europea, UE, cree que aún puede evitarse el perjuicio que causarían las nuevas tasas.


La Unión Europea indicó el miércoles que tiene listas las medidas para responder a la imposición de aranceles, pero confió en que la guerra comercial pueda evitarse. (I)

Washington, EFE.