Presidente Rajoy reelecto en España

Mariano Rajoy, líder del Partido Popular, PP, de centroderecha, fue reelegido ayer por el Congreso como presidente del Gobierno español, lo que pone fin a una etapa de interinidad de más de 10 meses en los que él mismo se mantuvo al frente del Ejecutivo pero sin competencias plenas.

Sólo el cambio de actitud de los integrantes del Partido Socialista Obrero Español, PSOE, que se abstuvieron mayoritariamente en la votación, permitió la elección de Rajoy, que contó ayer con 170 votos, 137 aportados por su grupo, 32 por el partido liberal Ciudadanos y el voto de una diputada moderada canaria.

En contra votaron 111 diputados, procedentes de la coalición de izquierdas Unidos Podemos, parlamentarios de distintos grupos nacionalistas y una quincena de legisladores del PSOE que rompieron la disciplina de voto, puesto que este partido había decidido abstenerse.

En las filas del PSOE hubo ayer una clamorosa ausencia, del otrora líder del partido, Pedro Sánchez, quien renunció a su escaño horas antes de la votación para no desobedecer la consigna.

Aunque se acaba la interinidad, la legislatura, que debería culminar en junio de 2020, no está garantizada porque a partir de ahora Rajoy dispone de la posibilidad de disolver el Parlamento cuando lo desee, a partir de mayo próximo.

“Quiero un Gobierno que gobierne, no que sea gobernado”, advirtió. Ofreció diálogo y se mostró partidario de trabajar por el entendimiento pero hizo hincapié en que no negociará la unidad de España - en alusión al movimiento independentista catalán - ni la estabilidad presupuestaria. (I) 

Presidente Rajoy reelecto en España

Sólo el cambio de actitud de los integrantes del Partido Socialista Obrero Español, PSOE, que se abstuvieron mayoritariamente en la votación, permitió la elección de Rajoy, que contó ayer con 170 votos, 137 aportados por su grupo, 32 por el partido liberal Ciudadanos y el voto de una diputada moderada canaria.

En contra votaron 111 diputados, procedentes de la coalición de izquierdas Unidos Podemos, parlamentarios de distintos grupos nacionalistas y una quincena de legisladores del PSOE que rompieron la disciplina de voto, puesto que este partido había decidido abstenerse.

En las filas del PSOE hubo ayer una clamorosa ausencia, del otrora líder del partido, Pedro Sánchez, quien renunció a su escaño horas antes de la votación para no desobedecer la consigna.

Aunque se acaba la interinidad, la legislatura, que debería culminar en junio de 2020, no está garantizada porque a partir de ahora Rajoy dispone de la posibilidad de disolver el Parlamento cuando lo desee, a partir de mayo próximo.

“Quiero un Gobierno que gobierne, no que sea gobernado”, advirtió. Ofreció diálogo y se mostró partidario de trabajar por el entendimiento pero hizo hincapié en que no negociará la unidad de España - en alusión al movimiento independentista catalán - ni la estabilidad presupuestaria. (I)