Asamblea Nacional aprobó el proyecto de Ley General de Servicios Postales

El Pleno aprobó, con 88 votos, el proyecto de Ley General de Servicios Postales que busca garantizar el derecho de los usuarios a servicios de calidad por parte de los operadores postales
Foto: Cortesía

Para lo cual se establecen reglas claras para su desarrollo que permitan alcanzar estándares de calidad y mejorar su productividad y la efectividad en el servicio que requiere el usuario.

En este marco, a través de la normativa se regula y controla la administración y gestión de los servicios postales para garantizar el derecho de los usuarios a la prestación eficiente, oportuna y segura de estos servicios, que serán administrados, regulados y controlados por el Estado.

El cuerpo legal garantiza el derecho de los usuarios del secreto de los envíos postales, protege el contenido y su divulgación, lo que implica la absoluta prohibición para los operadores postales de facilitar datos relativos a la existencia o contenido del envío u objeto postal, a su clase, o sus circunstancias y características exteriores, a la identidad del remitente y del destinatario o a sus direcciones, salvo petición de estos, sus representantes legales o apoderados o mediante autorización judicial, de conformidad con la ley. La inviolabilidad es el deber de fidelidad en la custodia y gestión de los envíos postales.

Determina que los envíos postales solo podrán ser retenidos, abiertos, interceptados y examinados por orden judicial y cuando intervengan dentro del ámbito de sus competencias las respectivas autoridades, de conformidad con la Constitución y la ley.

Al ministerio rector del servicio postal le corresponde establecer y evaluar políticas, directrices y planes aplicables, por lo que le debe formular, coordinar y evaluar las políticas públicas y planes para la promoción y desarrollo del servicio postal.

A través del cuerpo legal se crea la Agencia de Regulación y Control Postal que se encargará de regular y controlar a los operadores postales, así como también de velar el cumplimiento de las políticas y directrices dictadas por el Ministerio rector de los servicios postales.

Además, se establece que dentro de las atribuciones de la Agencia de Regulación y Control Postal, se fomente el establecimiento de exenciones de aranceles y de servicios especializados para la paquetería que contienen bienes de uso del núcleo familiar que las personas ecuatorianas radicadas en el exterior envían sus familiares en el exterior. / Asamblea Nacional – Quito 

 

Asamblea Nacional aprobó el proyecto de Ley General de Servicios Postales

Foto: Cortesía

Para lo cual se establecen reglas claras para su desarrollo que permitan alcanzar estándares de calidad y mejorar su productividad y la efectividad en el servicio que requiere el usuario.

En este marco, a través de la normativa se regula y controla la administración y gestión de los servicios postales para garantizar el derecho de los usuarios a la prestación eficiente, oportuna y segura de estos servicios, que serán administrados, regulados y controlados por el Estado.

El cuerpo legal garantiza el derecho de los usuarios del secreto de los envíos postales, protege el contenido y su divulgación, lo que implica la absoluta prohibición para los operadores postales de facilitar datos relativos a la existencia o contenido del envío u objeto postal, a su clase, o sus circunstancias y características exteriores, a la identidad del remitente y del destinatario o a sus direcciones, salvo petición de estos, sus representantes legales o apoderados o mediante autorización judicial, de conformidad con la ley. La inviolabilidad es el deber de fidelidad en la custodia y gestión de los envíos postales.

Determina que los envíos postales solo podrán ser retenidos, abiertos, interceptados y examinados por orden judicial y cuando intervengan dentro del ámbito de sus competencias las respectivas autoridades, de conformidad con la Constitución y la ley.

Al ministerio rector del servicio postal le corresponde establecer y evaluar políticas, directrices y planes aplicables, por lo que le debe formular, coordinar y evaluar las políticas públicas y planes para la promoción y desarrollo del servicio postal.

A través del cuerpo legal se crea la Agencia de Regulación y Control Postal que se encargará de regular y controlar a los operadores postales, así como también de velar el cumplimiento de las políticas y directrices dictadas por el Ministerio rector de los servicios postales.

Además, se establece que dentro de las atribuciones de la Agencia de Regulación y Control Postal, se fomente el establecimiento de exenciones de aranceles y de servicios especializados para la paquetería que contienen bienes de uso del núcleo familiar que las personas ecuatorianas radicadas en el exterior envían sus familiares en el exterior. / Asamblea Nacional – Quito