Xavier Armijos es el más joven de la pretemporada

El jugador del Deportivo Cuenca tuvo una infancia complicada, pero siempre contó con el respaldo de su padre y su abuela. Nunca dejó de soñar y ahora se prepara para ganarse un puesto de titular.

Con 18 años, Xavier Armijos se convirtió el pasado miércoles en el jugador más joven en integrar la lista de convocados para ir a Quito y continuar con su pretemporada de cara a competir en la Liga Profesional de Fútbol 2019.


Y esa convocatoria le llenó de mucha alegría, pues por su corta edad confiesa que son objetivos muy difíciles de alcanzar en un equipo profesional. “No me lo esperaba, pero ahora que soy considerado espero dar lo mejor de mí. Mi meta será debutar en el primer equipo”, manifestó el joven cuencano mostrando   una gran sonrisa y sus ojos llenos de ilusión.


Xavier es hijo único, pues su madre falleció cuando aún era niño, por lo que se quedó a cargo de su abuela  paterna. Vive con su tía y su prima, esta última, quien se ha convertido en su hermana.


Xavier cuenta que pese al vacío que tiene en su vida por la pérdida de su progenitora, siempre contó con todo el respaldo de su padre, quien le ha guiado en muchas cosas.


Sus estudios los ha cursado gran parte en el Colegio Borja, pero por el fútbol, pasó a estudiar por las noches en el colegio Miguel Merchán y luego en el Ausubel School, donde terminó sus estudios secundarios.


Pero Xavier no se quedó ahí, y el año pasado rindió la prueba Ser Bachiller, donde ya logró los puntos necesarios para ingresar a la universidad.


Deportivo
Para Xavier el deporte, principalmente el fútbol, va muy de la mano de los estudios, por eso ambos los llevó a la par.  Formó parte de las divisiones inferiores del Expreso austral desde los seis años, pero se retiró y volvió a las formativas a los 12 años.


A partir de ahí, hizo todo el proceso formativo hasta llegar al equipo de reserva donde viene actuando desde el 2017.


Ya ha entrenado con el primer equipo. Fue llamado a concentrarse en el equipo de Gabriel Schürrer para el partido ante Guayaquil City, pero no tuvo minutos.
Al siguiente año formó parte de la pretemporada con Anibal Biggeri. Entrenó todo el año en primera; tampoco fue considerado para los partidos. Hoy, en esta nueva temporada al mando del profesor Luis Gustavo Soler, pretende trabajar duro para ganarse un puesto entre los convocados y luego meterse entre los 11.


“Estoy tranquilo, voy con calma. Esto es de resistencia, de trabajo duro y constante. Estoy contento por estar entre los 26 seleccionados, pero el año recién empieza”, manifestó el jugador.


Xavier se encuentran con el grupo de jugadores en la Capital de la República donde el Expreso austral continúa la pretemporada y donde disputará cuatro partidos amistosos, previo al inicio de la LigaPro. (D)


Mi ídolo es Sergio Busquet. Me gusta
su juego en el mediocampo y trato de asimilarlo”.
Xavier Armijos
Jugador del Deportivo Cuenca

Xavier Armijos es el más joven de la pretemporada

El jugador del Deportivo Cuenca tuvo una infancia complicada, pero siempre contó con el respaldo de su padre y su abuela. Nunca dejó de soñar y ahora se prepara para ganarse un puesto de titular.

Con 18 años, Xavier Armijos se convirtió el pasado miércoles en el jugador más joven en integrar la lista de convocados para ir a Quito y continuar con su pretemporada de cara a competir en la Liga Profesional de Fútbol 2019.


Y esa convocatoria le llenó de mucha alegría, pues por su corta edad confiesa que son objetivos muy difíciles de alcanzar en un equipo profesional. “No me lo esperaba, pero ahora que soy considerado espero dar lo mejor de mí. Mi meta será debutar en el primer equipo”, manifestó el joven cuencano mostrando   una gran sonrisa y sus ojos llenos de ilusión.


Xavier es hijo único, pues su madre falleció cuando aún era niño, por lo que se quedó a cargo de su abuela  paterna. Vive con su tía y su prima, esta última, quien se ha convertido en su hermana.


Xavier cuenta que pese al vacío que tiene en su vida por la pérdida de su progenitora, siempre contó con todo el respaldo de su padre, quien le ha guiado en muchas cosas.


Sus estudios los ha cursado gran parte en el Colegio Borja, pero por el fútbol, pasó a estudiar por las noches en el colegio Miguel Merchán y luego en el Ausubel School, donde terminó sus estudios secundarios.


Pero Xavier no se quedó ahí, y el año pasado rindió la prueba Ser Bachiller, donde ya logró los puntos necesarios para ingresar a la universidad.


Deportivo
Para Xavier el deporte, principalmente el fútbol, va muy de la mano de los estudios, por eso ambos los llevó a la par.  Formó parte de las divisiones inferiores del Expreso austral desde los seis años, pero se retiró y volvió a las formativas a los 12 años.


A partir de ahí, hizo todo el proceso formativo hasta llegar al equipo de reserva donde viene actuando desde el 2017.


Ya ha entrenado con el primer equipo. Fue llamado a concentrarse en el equipo de Gabriel Schürrer para el partido ante Guayaquil City, pero no tuvo minutos.
Al siguiente año formó parte de la pretemporada con Anibal Biggeri. Entrenó todo el año en primera; tampoco fue considerado para los partidos. Hoy, en esta nueva temporada al mando del profesor Luis Gustavo Soler, pretende trabajar duro para ganarse un puesto entre los convocados y luego meterse entre los 11.


“Estoy tranquilo, voy con calma. Esto es de resistencia, de trabajo duro y constante. Estoy contento por estar entre los 26 seleccionados, pero el año recién empieza”, manifestó el jugador.


Xavier se encuentran con el grupo de jugadores en la Capital de la República donde el Expreso austral continúa la pretemporada y donde disputará cuatro partidos amistosos, previo al inicio de la LigaPro. (D)


Mi ídolo es Sergio Busquet. Me gusta
su juego en el mediocampo y trato de asimilarlo”.
Xavier Armijos
Jugador del Deportivo Cuenca