Bravo: “El crimen deportivo también se paga”

Jefferson Pérez, junto al ruso Valeri Borchin, en la premiación de la prueba de los 20 kilómetros marcha en Beijing 2008.
FOTO: Archivo

La Agencia Mundial Antidopaje, AMA, condenó al deporte ruso a cuatro años de aislamiento internacional por dopaje masivo. Ecuador custionó a uno de sus medallistas en el 2008.

Cinco años después de haber desatado el escándalo por el dopaje masivo en el deporte ruso, del cual Ecuador también se vio afectado en los Juegos Olímpicos de Beijing 2008, ayer dicho país europeo fue sancionado con cuatro años de suspensión.

El presidente de la Federación Ecuatoriana de Atletismo, Manuel Bravo, explicó que la Agencia Mundial Antidopaje -conocido por su siglas en inglés como WADA- hizo oficial la sanción al existir pruebas contundentes de la acusación y que inclusive se siguen encubriendo varios casos.

“Con esto se sienta un precedente, pues el crimen deportivo también es sancionado tarde o temprano. Deportivamente Rusia ha matado su deporte y tomará unos 10 años volver a retomarlo, siempre y cuando haya un cambio en el sistema ya que el dopaje viene desde las altas esferas”.

Según Bravo, el castigo se da porque se manipularon muestras, desaparecieron pruebas y documentos.

Marcha
En los Juegos Olímpicos de Beijing 2008, Jefferson Pérez terminó segundo en la prueba de los 20 kilómetros marcha. La carrera la ganó el ruso Valeri Borchin.

Seis años desde aquella competencia y de desatarse el escándalo por los casos de dopaje, el Comité Olímpico Ecuatoriano y la Federación Ecuatoriana de Atletismo pidieron que dichos resultados se incluya en las investigaciones porque como país se sintieron afectados.

La sanción a Borchin por casos de dopaje llegó años después por otras participaciones. A decir del presidente de la Federación es complicado que Pérez, hoy a 11 años después de Beijing 2008, pueda recibir la presea dorada ya que no existen pruebas tomadas en aquella cita olímpica.

Bravo cuenta que ya algunas medallas fueron retiradas a Borchin y a otros deportistas y se entregaron a los antecesores. “El Comité Olímpico Ecuatoriano sí ha realizado algunos comunicados pidiendo que sea tomado el cuenta el caso de los Juegos de Beijing, pero al no haber pruebas que confirme el doping de Borchin tomará mucho tiempo (una posible restitución de la medalla)”.

Para Bravo, Jefferson Pérez tiene un triunfo moral, reconoce que quizá no le den la medalla de oro, “pero él sabe que jugó limpio y que para el Ecuador será el doble medallista olímpico”.

Hoy el andarín cuencano ostenta un metal de oro lograda en los Juegos de Atenas 1996 y otra de plata la de Beijing.

Además Pérez fue despojado de un récord mundial en los 20 kilómetros marcha, la marca le arrebató el ruso Vladimir Kanayki quien fue separado de por vida del deporte por el mismo caso de dopaje.

En declaraciones realizadas en años anteriores, el andarín pidió al Comité Olímpico Ecuatoriana usar todos los medios para una posible reposición tanto de la medalla de oro como la del récord que registró en la década del 2000. (D)

Milton Rocano
Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Bravo: “El crimen deportivo también se paga”

Jefferson Pérez, junto al ruso Valeri Borchin, en la premiación de la prueba de los 20 kilómetros marcha en Beijing 2008.
FOTO: Archivo

La Agencia Mundial Antidopaje, AMA, condenó al deporte ruso a cuatro años de aislamiento internacional por dopaje masivo. Ecuador custionó a uno de sus medallistas en el 2008.

Cinco años después de haber desatado el escándalo por el dopaje masivo en el deporte ruso, del cual Ecuador también se vio afectado en los Juegos Olímpicos de Beijing 2008, ayer dicho país europeo fue sancionado con cuatro años de suspensión.

El presidente de la Federación Ecuatoriana de Atletismo, Manuel Bravo, explicó que la Agencia Mundial Antidopaje -conocido por su siglas en inglés como WADA- hizo oficial la sanción al existir pruebas contundentes de la acusación y que inclusive se siguen encubriendo varios casos.

“Con esto se sienta un precedente, pues el crimen deportivo también es sancionado tarde o temprano. Deportivamente Rusia ha matado su deporte y tomará unos 10 años volver a retomarlo, siempre y cuando haya un cambio en el sistema ya que el dopaje viene desde las altas esferas”.

Según Bravo, el castigo se da porque se manipularon muestras, desaparecieron pruebas y documentos.

Marcha
En los Juegos Olímpicos de Beijing 2008, Jefferson Pérez terminó segundo en la prueba de los 20 kilómetros marcha. La carrera la ganó el ruso Valeri Borchin.

Seis años desde aquella competencia y de desatarse el escándalo por los casos de dopaje, el Comité Olímpico Ecuatoriano y la Federación Ecuatoriana de Atletismo pidieron que dichos resultados se incluya en las investigaciones porque como país se sintieron afectados.

La sanción a Borchin por casos de dopaje llegó años después por otras participaciones. A decir del presidente de la Federación es complicado que Pérez, hoy a 11 años después de Beijing 2008, pueda recibir la presea dorada ya que no existen pruebas tomadas en aquella cita olímpica.

Bravo cuenta que ya algunas medallas fueron retiradas a Borchin y a otros deportistas y se entregaron a los antecesores. “El Comité Olímpico Ecuatoriano sí ha realizado algunos comunicados pidiendo que sea tomado el cuenta el caso de los Juegos de Beijing, pero al no haber pruebas que confirme el doping de Borchin tomará mucho tiempo (una posible restitución de la medalla)”.

Para Bravo, Jefferson Pérez tiene un triunfo moral, reconoce que quizá no le den la medalla de oro, “pero él sabe que jugó limpio y que para el Ecuador será el doble medallista olímpico”.

Hoy el andarín cuencano ostenta un metal de oro lograda en los Juegos de Atenas 1996 y otra de plata la de Beijing.

Además Pérez fue despojado de un récord mundial en los 20 kilómetros marcha, la marca le arrebató el ruso Vladimir Kanayki quien fue separado de por vida del deporte por el mismo caso de dopaje.

En declaraciones realizadas en años anteriores, el andarín pidió al Comité Olímpico Ecuatoriana usar todos los medios para una posible reposición tanto de la medalla de oro como la del récord que registró en la década del 2000. (D)

Milton Rocano
Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.