Proyecto busca cambiar la visión del hip hop

Cambiar la visión sobre el hip hop es la meta que un grupo de gestores de este género urbano se ha planteado a través de la ejecución de encuentros y talleres gratuitos en barrios urbanos y rurales de Cuenca.


“El hip hop ha sido mal visto, mal entendido y muchas veces vinculado con las drogas y la violencia” agrega Boris Ortega, músico, cineasta y promotor del hip hop en la ciudad.


Por esa razón, junto con Martín Arévalo y Xavier Sangolquí, desarrollan talleres del género en barrios como Las Peñas, Monay, Banco de la Vivienda, Las Orquídeas y otros, en donde enseñan rap, break dance y grafiti a niños, jóvenes y adultos.


En palabras de Ortega, la propuesta, que se gesta desde hace un año, busca educar, desde el manejo de técnicas, a través de herramientas lúdicas.
Los recursos para los talleres provienen de fondos municipales y una contraparte gracias a la autogestión, “característico del movimiento urbano en la ciudad”, reveló Ortega.


Con estos recursos, se provee de materiales e insumos a los talleristas, aunque en algunos casos se requiere el apoyo logístico de los representantes de los barrios a los que acuden.


Hasta el 8 de septiembre estarán en la Casa Comunal de Las Orquídeas, de 15:00 a 17:00, y para las próximas fechas estarán en Monay y barrios de la parroquia Yanuncay y Bellavista.


El gestor cultural invitó a directivos, clubes y organizaciones barriales a abrir sus espacios a los que ellos están abiertos en acudir.
Asimismo, Ortega cree que enseñar técnica no es todo; pues, a más de ser una dinámica de entretenimiento, es un oportunidad para formar mejores personas en la sociedad.


Para ser parte de los talleres, los interesados deben inscribirse a través de la página de Facebook ‘Arte Ambulante’, se acepan personas desde los 10 años.
Al finalizar el proyecto, a mediados de noviembre, los organizadores plantean llevar a cabo un festival con los representantes de los barrios en los que trabajaron, con propuestas basadas en las destrezas adquiridas durante estos encuentros artísticos. (F)

Proyecto busca cambiar la visión del hip hop

Cambiar la visión sobre el hip hop es la meta que un grupo de gestores de este género urbano se ha planteado a través de la ejecución de encuentros y talleres gratuitos en barrios urbanos y rurales de Cuenca.


“El hip hop ha sido mal visto, mal entendido y muchas veces vinculado con las drogas y la violencia” agrega Boris Ortega, músico, cineasta y promotor del hip hop en la ciudad.


Por esa razón, junto con Martín Arévalo y Xavier Sangolquí, desarrollan talleres del género en barrios como Las Peñas, Monay, Banco de la Vivienda, Las Orquídeas y otros, en donde enseñan rap, break dance y grafiti a niños, jóvenes y adultos.


En palabras de Ortega, la propuesta, que se gesta desde hace un año, busca educar, desde el manejo de técnicas, a través de herramientas lúdicas.
Los recursos para los talleres provienen de fondos municipales y una contraparte gracias a la autogestión, “característico del movimiento urbano en la ciudad”, reveló Ortega.


Con estos recursos, se provee de materiales e insumos a los talleristas, aunque en algunos casos se requiere el apoyo logístico de los representantes de los barrios a los que acuden.


Hasta el 8 de septiembre estarán en la Casa Comunal de Las Orquídeas, de 15:00 a 17:00, y para las próximas fechas estarán en Monay y barrios de la parroquia Yanuncay y Bellavista.


El gestor cultural invitó a directivos, clubes y organizaciones barriales a abrir sus espacios a los que ellos están abiertos en acudir.
Asimismo, Ortega cree que enseñar técnica no es todo; pues, a más de ser una dinámica de entretenimiento, es un oportunidad para formar mejores personas en la sociedad.


Para ser parte de los talleres, los interesados deben inscribirse a través de la página de Facebook ‘Arte Ambulante’, se acepan personas desde los 10 años.
Al finalizar el proyecto, a mediados de noviembre, los organizadores plantean llevar a cabo un festival con los representantes de los barrios en los que trabajaron, con propuestas basadas en las destrezas adquiridas durante estos encuentros artísticos. (F)