Vendedores de la calle Padre Aguirre exigen estudio técnico

FOTO: Diego Cáceres EL TIEMPO

El cambio de concepto de la movilidad en el Centro Histórico genera discusión debido al cierre de esta arteria de la ciudad que, por un año y medio permaneció aperturada al tránsito vehicular. Los comerciantes del sector entregaron una petición en contra la peatonización de esta calle al Municipio.

Cuatro puntos sobre el tema de la movilidad en la calle Padre Aguirre contiene el documento petitorio que presentó un grupo de comerciantes de la zona al Municipio de Cuenca.

El primero es la apertura de la calle para el tránsito vehicular; el segundo es el estudio técnico del experimento de la supermanzanas, con base a lo realizado por el Municipio.

El tercer punto de la petición se enmarca en el plan de reactivación económica y el último es la conformación de una comisión en la que sean incluidos para conocer que es lo que tiene planificado el Municipio, a futuro en esta arteria vial.

El desacuerdo por el principal punto que es el cierre de la calle Padre Aguirre, según Nicolás Aguilar representante de los comerciantes, radica en que el estudio socializado por el Municipio asegura que 59 personas por minuto circulaban por la zona y 3.571 personas por hora y ellos consideran que no son cifras reales.

“Nosotros que permanecemos todo el día ahí, en un horario estipulado vemos que no circulan más de 20 personas por minuto”, mencionó Aguilar.

Cuestionó en que el plan de movilidad no está sustentado en datos técnicos, por lo que “los comerciantes requerimos un esclarecimiento de la situación y justificaciones al tema”.

De acuerdo al estudio ejecutado por el grupo de investigación de Llactalab de la Universidad de Cuenca, en el horario de 11:00 a 17:15 en la arteria vial Padre Aguirre, comprendida entre la calle Mariscal Sucre y Presidente Córdova, pasaron un total de 4.489 peatones, por el sitio; 275 vehículos livianos y 25 pesados, además de 22 ciclistas circularon por el lugar.

Este muestreo dio cuenta de la necesidad de dar la prioridad al peatón. El investigador y miembro de Llactalab, Daniel Orellana, explicó que un 36 por ciento de los hogares de Cuenca se movilizan en vehículo particular mientras que el 60 por ciento corresponde al transporte público para distancias largas y para distancias cortas la gente prefiere caminar por lo que a partir de estas líneas bases se partió para realizar el estudio técnico de peatonización.

Acotó que un 75 por ciento del espacio público está dedicado al vehículo por lo que “la lógica de pacificación de la ciudad es hacer un rediseño en la movilidad”.

Según Guillerme Chalhoub, director municipal de Gestión de Movilidad, la peatonización de la calle Padre Aguirre corresponde al estudio ejecutado por la Universidad de Cuenca y la Dirección de Áreas Históricas, como parte de la remodelación de la Plaza San Francisco.

Los comerciantes esperan reunirse mañana con las autoridades. (I)

Vendedores de la calle Padre Aguirre exigen estudio técnico

FOTO: Diego Cáceres EL TIEMPO

El cambio de concepto de la movilidad en el Centro Histórico genera discusión debido al cierre de esta arteria de la ciudad que, por un año y medio permaneció aperturada al tránsito vehicular. Los comerciantes del sector entregaron una petición en contra la peatonización de esta calle al Municipio.

Cuatro puntos sobre el tema de la movilidad en la calle Padre Aguirre contiene el documento petitorio que presentó un grupo de comerciantes de la zona al Municipio de Cuenca.

El primero es la apertura de la calle para el tránsito vehicular; el segundo es el estudio técnico del experimento de la supermanzanas, con base a lo realizado por el Municipio.

El tercer punto de la petición se enmarca en el plan de reactivación económica y el último es la conformación de una comisión en la que sean incluidos para conocer que es lo que tiene planificado el Municipio, a futuro en esta arteria vial.

El desacuerdo por el principal punto que es el cierre de la calle Padre Aguirre, según Nicolás Aguilar representante de los comerciantes, radica en que el estudio socializado por el Municipio asegura que 59 personas por minuto circulaban por la zona y 3.571 personas por hora y ellos consideran que no son cifras reales.

“Nosotros que permanecemos todo el día ahí, en un horario estipulado vemos que no circulan más de 20 personas por minuto”, mencionó Aguilar.

Cuestionó en que el plan de movilidad no está sustentado en datos técnicos, por lo que “los comerciantes requerimos un esclarecimiento de la situación y justificaciones al tema”.

De acuerdo al estudio ejecutado por el grupo de investigación de Llactalab de la Universidad de Cuenca, en el horario de 11:00 a 17:15 en la arteria vial Padre Aguirre, comprendida entre la calle Mariscal Sucre y Presidente Córdova, pasaron un total de 4.489 peatones, por el sitio; 275 vehículos livianos y 25 pesados, además de 22 ciclistas circularon por el lugar.

Este muestreo dio cuenta de la necesidad de dar la prioridad al peatón. El investigador y miembro de Llactalab, Daniel Orellana, explicó que un 36 por ciento de los hogares de Cuenca se movilizan en vehículo particular mientras que el 60 por ciento corresponde al transporte público para distancias largas y para distancias cortas la gente prefiere caminar por lo que a partir de estas líneas bases se partió para realizar el estudio técnico de peatonización.

Acotó que un 75 por ciento del espacio público está dedicado al vehículo por lo que “la lógica de pacificación de la ciudad es hacer un rediseño en la movilidad”.

Según Guillerme Chalhoub, director municipal de Gestión de Movilidad, la peatonización de la calle Padre Aguirre corresponde al estudio ejecutado por la Universidad de Cuenca y la Dirección de Áreas Históricas, como parte de la remodelación de la Plaza San Francisco.

Los comerciantes esperan reunirse mañana con las autoridades. (I)