Un estudio determinará utilidad de paradas de bus

El personal de la Dirección Municipal de Gestión de Movilidad levantará la información de la situación de las paradas de buses interparroquiales e intercantonales cercanas a las de buses urbanos para conocer cómo están funcionando, pues actualmente hay problemas de tránsito en esas zonas.

Esta semana iniciará el levantamiento de información para determinar la pertinencia de paradas de buses interparroquiales e intercantonales en zonas de la ciudad y su cercanía con paradas de buses urbanos.


Así lo dio a conocer Guilherme Chalhoub, director municipal de Gestión de Movilidad, tras una queja de la Cámara de Transporte de Cuenca por la colocación de una parada de buses interparroquial  junto a la de buses urbanos. “Esto genera confusión, pues está prohibido que unidades parroquiales recojan pasajeros del transporte urbano”, alegan.


Chalhoub señaló que lo óptimo es contar con paradas cercanas para evitar largos desplazamientos de los ciudadanos, sin embargo, harán un levantamiento de información para determinar una solución especialmente en el Control  Sur, pues es una de las zonas con mayor problema.


El jefe de tránsito de la Empresa de Movilidad, EMOV, Cristian Andrade, informa que hay otras zonas donde hay embarque y desembarque de pasajeros como el hospital del Río y el puente Fabián Alarcón, sin embargo “la zona sur es la de mayor conflicto. Con  la Dirección de Gestión de Movilidad se dispuso la colocación de letreros para el respeto de los espacios, pero hay conductores que hacen caso omiso”, alega.


Menciona que desde la Feria Libre hay señalización que indica dónde pueden y no parar estos buses para evitar complicaciones en el tránsito.
Además, indica que el contingente de agentes civiles de tránsito es insuficiente para tener a un uniformado todo el día en el sector.  


Por este sector circulan alrededor de 70.000 vehículos diarios, según datos de la Dirección Municipal de Gestión de Movilidad, por lo que el año pasado ya se dispuso el cambio en el recorrido de los buses interprovinciales e intercantonales que atraviesan el intercambiador del Control Sur, que tenía el objetivo de disminuir cerca de 400 frecuencias.


“Hay que entender que hay una demanda ciudadana por la movilidad. Estamos trabajando en estrategias para que no haya grandes desplazamientos para no perjudicar a los ciudadanos”, añade.


El funcionario añad

e que recopilarán todos los datos necesarios para conocer el funcionamiento de las paradas, y en la zona sur analizarán la pertinencia de una terminal.
“Queremos ver cómo afecta esto, cómo están funcionando los buses interparroquiales y urbanos, si estamos con los espacios correctos y si hay que tomar alguna consideración”, sostiene el director de Gestión de Movilidad.


No está estimado cuánto puede tardar la recopilación de la información, señala que dependerá de la complejidad de los sitios y asegura que una vez que la Municipalidad cuente con esos datos, iniciará con la aplicación de correctivos.


Una de las propuestas  de campaña del alcalde Pedro Palacios fue la construcción de dos terminales terrestres, una al norte y otra al sur. Este es un tema que está en análisis. (I)

QUEJA. La Cámara de Transporte de Cuenca presentó una queja por la colocación de una parada de bus interparroquial junto a la urbana.  
SANCIÓN. El jefe de tránsito de la EMOV, Cristian Andrade, indicó que hay sanciones por irrespetar las zonas de paradas establecidas en la ciudad.
TERMINALES. Contar con un terminal terrestre en el norte y otro en el sur fue uno de los ofrecimientos de la actual administración.


Los resultados obtenidos servirán para mejorar la movilidad y conocer la pertinencia de los espacios que hay actualmente.
Los buses interprovinciales  que van al sur de Cuenca se detienen en la parada, cerca a la de un bus urbano.
 Miguel Arévalo EL TIEMPO
70.000
vehículos diarios circulan por el intercambiador del sur.

Tania Párraga
Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Un estudio determinará utilidad de paradas de bus

Esta semana iniciará el levantamiento de información para determinar la pertinencia de paradas de buses interparroquiales e intercantonales en zonas de la ciudad y su cercanía con paradas de buses urbanos.


Así lo dio a conocer Guilherme Chalhoub, director municipal de Gestión de Movilidad, tras una queja de la Cámara de Transporte de Cuenca por la colocación de una parada de buses interparroquial  junto a la de buses urbanos. “Esto genera confusión, pues está prohibido que unidades parroquiales recojan pasajeros del transporte urbano”, alegan.


Chalhoub señaló que lo óptimo es contar con paradas cercanas para evitar largos desplazamientos de los ciudadanos, sin embargo, harán un levantamiento de información para determinar una solución especialmente en el Control  Sur, pues es una de las zonas con mayor problema.


El jefe de tránsito de la Empresa de Movilidad, EMOV, Cristian Andrade, informa que hay otras zonas donde hay embarque y desembarque de pasajeros como el hospital del Río y el puente Fabián Alarcón, sin embargo “la zona sur es la de mayor conflicto. Con  la Dirección de Gestión de Movilidad se dispuso la colocación de letreros para el respeto de los espacios, pero hay conductores que hacen caso omiso”, alega.


Menciona que desde la Feria Libre hay señalización que indica dónde pueden y no parar estos buses para evitar complicaciones en el tránsito.
Además, indica que el contingente de agentes civiles de tránsito es insuficiente para tener a un uniformado todo el día en el sector.  


Por este sector circulan alrededor de 70.000 vehículos diarios, según datos de la Dirección Municipal de Gestión de Movilidad, por lo que el año pasado ya se dispuso el cambio en el recorrido de los buses interprovinciales e intercantonales que atraviesan el intercambiador del Control Sur, que tenía el objetivo de disminuir cerca de 400 frecuencias.


“Hay que entender que hay una demanda ciudadana por la movilidad. Estamos trabajando en estrategias para que no haya grandes desplazamientos para no perjudicar a los ciudadanos”, añade.


El funcionario añad

e que recopilarán todos los datos necesarios para conocer el funcionamiento de las paradas, y en la zona sur analizarán la pertinencia de una terminal.
“Queremos ver cómo afecta esto, cómo están funcionando los buses interparroquiales y urbanos, si estamos con los espacios correctos y si hay que tomar alguna consideración”, sostiene el director de Gestión de Movilidad.


No está estimado cuánto puede tardar la recopilación de la información, señala que dependerá de la complejidad de los sitios y asegura que una vez que la Municipalidad cuente con esos datos, iniciará con la aplicación de correctivos.


Una de las propuestas  de campaña del alcalde Pedro Palacios fue la construcción de dos terminales terrestres, una al norte y otra al sur. Este es un tema que está en análisis. (I)

QUEJA. La Cámara de Transporte de Cuenca presentó una queja por la colocación de una parada de bus interparroquial junto a la urbana.  
SANCIÓN. El jefe de tránsito de la EMOV, Cristian Andrade, indicó que hay sanciones por irrespetar las zonas de paradas establecidas en la ciudad.
TERMINALES. Contar con un terminal terrestre en el norte y otro en el sur fue uno de los ofrecimientos de la actual administración.


Los resultados obtenidos servirán para mejorar la movilidad y conocer la pertinencia de los espacios que hay actualmente.
Los buses interprovinciales  que van al sur de Cuenca se detienen en la parada, cerca a la de un bus urbano.
 Miguel Arévalo EL TIEMPO
70.000
vehículos diarios circulan por el intercambiador del sur.

Tania Párraga
Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.