Turismo inclusivo es la nueva oferta de Cuenca

Personas con discapacidad visitan una de las casas patrimoniales de la ciudad que son espacios turísticos en el Centro Histórico de Cuenca.
FOTO: Fernando Machado EL TIEMPO

El proyecto incluye la realización de talleres de sensibilización en temáticas de inclusión, atención y convivencia ciudadana para todos los prestadores de servicios turísticos y actores del Centro Histórico.

Crear espacios seguros y accesibles para personas con discapacidad y contar con infraestructura adecuada en los establecimientos que ofertan servicios turísticos es el objetivo del proyecto de ‘Sensibilización para la atención de turistas con discapacidad en el Centro Histórico”.

Esta propuesta fue planteada por el Ministerio de Turismo, la Fundación Turismo para Cuenca y la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura, UNESCO.

Esta última organización invertirá 15.000 dólares en el proyecto, el cual incluye realización de talleres de sensibilización en temáticas de inclusión, atención y convivencia ciudadana para todos los prestadores de servicios turísticos y actores indirectos del Centro Histórico de Cuenca.

Juan Pablo Vanegas, presidente de la Asociación Hotelera del Azuay, asegura que hay un porcentaje de personas con discapacidad que se alojan en los establecimientos de la ciudad por motivos turísticos. “Es un público al que debemos darle todas las facilidades para que vuelva a Cuenca. La mayoría de nuestros hoteles cuenta con la infraestructura necesaria para recibirlos”.

María Eulalia Mora, coordinadora zonal 6 del Ministerio de Turismo, indicó que Cuenca ya cuenta con sitios turísticos que son inclusivos como la Catedral de la Inmaculada, la plaza de las Flores, la plaza San Francisco, el Museo de Arte Moderno, el Museo Pumapungo, la calle Santa Ana, el seminario San Luis y el museo de la Catedral Vieja.

Las instituciones desarrollaron visitas técnicas a varios establecimientos turísticos del Centro Histórico y constataron que cuentan con infraestructura adecuada para los viajeros con discapacidad, es decir, baterías sanitarias, habitaciones, rampas, ayudas técnicas, sistema braille, ascensores y personal capacitado para recibir a este segmento de turismo.

Varias calles del Centro Histórico de Cuenca ya son accesibles y cuentan con rampas. “Aquí queremos comprometer al Municipio de la ciudad, a desarrollar un trabajo conjunto para lograr que todo el casco urbano de la urbe, sea libre de barreras físicas”, enfatizó Mora.

María Angélica León, directora de la Fundación Turismo para Cuenca, indicó que desde la Municipalidad apoyarán el proyecto con miras a que Cuenca sea una ciudad escogida por personas con discapacidad para hacer turismo.

“La funcionalidad de los espacios puede determinar el nivel de inclusión, debido a la posibilidad de independencia que pueden tener las personas con discapacidad”, dijo. (I)

DATOS
-Proyecto. El proceso inicó en el 2018 con la participación del proyecto para los fondos de la UNESCO.
-Rutas. En Cuenca ya hay sitios accesibles para que personas con discapacidad hagan turismo.
-Campaña. La Fundación Turismo para Cuenca y el Ministerio de Turismo llevan adelante una campaña.

Turismo inclusivo es la nueva oferta de Cuenca

Personas con discapacidad visitan una de las casas patrimoniales de la ciudad que son espacios turísticos en el Centro Histórico de Cuenca.
FOTO: Fernando Machado EL TIEMPO

El proyecto incluye la realización de talleres de sensibilización en temáticas de inclusión, atención y convivencia ciudadana para todos los prestadores de servicios turísticos y actores del Centro Histórico.

Crear espacios seguros y accesibles para personas con discapacidad y contar con infraestructura adecuada en los establecimientos que ofertan servicios turísticos es el objetivo del proyecto de ‘Sensibilización para la atención de turistas con discapacidad en el Centro Histórico”.

Esta propuesta fue planteada por el Ministerio de Turismo, la Fundación Turismo para Cuenca y la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura, UNESCO.

Esta última organización invertirá 15.000 dólares en el proyecto, el cual incluye realización de talleres de sensibilización en temáticas de inclusión, atención y convivencia ciudadana para todos los prestadores de servicios turísticos y actores indirectos del Centro Histórico de Cuenca.

Juan Pablo Vanegas, presidente de la Asociación Hotelera del Azuay, asegura que hay un porcentaje de personas con discapacidad que se alojan en los establecimientos de la ciudad por motivos turísticos. “Es un público al que debemos darle todas las facilidades para que vuelva a Cuenca. La mayoría de nuestros hoteles cuenta con la infraestructura necesaria para recibirlos”.

María Eulalia Mora, coordinadora zonal 6 del Ministerio de Turismo, indicó que Cuenca ya cuenta con sitios turísticos que son inclusivos como la Catedral de la Inmaculada, la plaza de las Flores, la plaza San Francisco, el Museo de Arte Moderno, el Museo Pumapungo, la calle Santa Ana, el seminario San Luis y el museo de la Catedral Vieja.

Las instituciones desarrollaron visitas técnicas a varios establecimientos turísticos del Centro Histórico y constataron que cuentan con infraestructura adecuada para los viajeros con discapacidad, es decir, baterías sanitarias, habitaciones, rampas, ayudas técnicas, sistema braille, ascensores y personal capacitado para recibir a este segmento de turismo.

Varias calles del Centro Histórico de Cuenca ya son accesibles y cuentan con rampas. “Aquí queremos comprometer al Municipio de la ciudad, a desarrollar un trabajo conjunto para lograr que todo el casco urbano de la urbe, sea libre de barreras físicas”, enfatizó Mora.

María Angélica León, directora de la Fundación Turismo para Cuenca, indicó que desde la Municipalidad apoyarán el proyecto con miras a que Cuenca sea una ciudad escogida por personas con discapacidad para hacer turismo.

“La funcionalidad de los espacios puede determinar el nivel de inclusión, debido a la posibilidad de independencia que pueden tener las personas con discapacidad”, dijo. (I)

DATOS
-Proyecto. El proceso inicó en el 2018 con la participación del proyecto para los fondos de la UNESCO.
-Rutas. En Cuenca ya hay sitios accesibles para que personas con discapacidad hagan turismo.
-Campaña. La Fundación Turismo para Cuenca y el Ministerio de Turismo llevan adelante una campaña.