Muestras de fe se preparan para el Pase del Niño Viajero

Desde este lunes la imagen réplica recorrerá diversos lugares de Cuenca y con eso inicia la celebración del evento que tiene su máxima expresión el 24 de diciembre. El cambio de padrinos se realizará 23 de diciembre y 2.500 litros de chicha se alistan para repartir a los feligreses.

En la entrada del Monasterio del Carmen de la Asunción, vistiendo una túnica rosada con detalles dorados, está la réplica del Niño Viajero dentro de una urna de cristal. Miembros del grupo Hermano Miguel preparan la imagen para la visita a los priostes e instituciones previo al pase de Navidad.

Este año por primera vez los comerciantes del mercado Diez de Agosto y del asilo Miguel León serán los priostes principales. Por ello el pasado mes la imagen llegó hasta el lugar y los comerciantes compartieron su alegría. “(Estamos) felices de recibir al 'Rey' y de ser sus protectores”, señaló la vendedora Rosa Guamán.

El acto marcó el inicio de las actividades culturales y religiosas programadas por la Arquidiócesis de Cuenca y por las madres Carmelitas, custodias de la imagen original, tallada en 1823.

Visitas
Henry Vera, miembro del grupo Hermano Miguel, indicó que la imagen visitará desde este lunes a diversas instituciones. El 2 de diciembre la imagen estará en el Municipio desde las 16:00, al siguiente día irá a la Gobernación del Azuay y posteriormente la Fundación Reinas de Cuenca, entre otras. Las visitas serán hasta el 22 de diciembre que culmina en el mercado Diez de Agosto.

Vera adelantó que para el 13 de diciembre será el pregón del Pase con la participación de centros educativos religiosos, que recorrerán las calles céntricas de la ciudad. Finalmente, habrá una misa campal a las 12:00 en la plazoleta de Las Flores.

Sostuvo que el domingo 15 de diciembre se iniciará la preparación del pan, la chicha y las fundas de caramelos en las casas de la familia Pulla, quienes mantienen esta tradición. Estos alimentos se reparten entre los niños que participan disfrazados.

Esperanza Pulla, quien elabora la chicha, dijo que este año se repartirá en cuatro paradas los 2.500 litros para entregarlo a los devotos durante la jornada de la pasada.

Los más de 500 priostes, entre ellos comerciantes, colaboran con la materia prima, expuso Vera, quien anunció que para el 23 de diciembre está prevista la ceremonia religiosa de relevo de padrinos en la Catedral de la Inmaculada Concepción. “Pasará de manos del Ejército a la Policía, esta última institución prepara el vestido que lucirá la imagen para el sobrevuelo en el avión”.

En la misma iglesia, a las 08:00 del 24 de diciembre, se cumplirá la eucaristía de inicio del Pase del Niño. Luego, la imagen irá hasta la iglesia de San Sebastián, en la calle Bolívar, donde habrá un altar.

La Comisión de Pastoral tiene casi listo el plan de contingencia que incluye la ubicación del altar mayor, normas de seguridad que deben cumplir los carros alegóricos, la ubicación del personal de los organismos de socorro.

Permisos
Felipe Manosalvas, director de Áreas Históricas y Patrimoniales, sostuvo que la fiesta del Pase del Niño, no le corresponde al Municipio de Cuenca, en temas logísticos y de organización, únicamente emite un permiso para que se realice por cuestiones de seguridad.

Dijo además que a inicios de la administración se ejecutaba un estudio respecto a las variaciones que hay en la tradición del Pase del Niño, es decir, “en que los disfraces no únicamente son religiosos, sino que la ciudadanía adopta otras manifestaciones que no corresponden”.

El estudio fue suspendido para darle continuidad el próximo año. No obstante, sostuvo que es parte del Patrimonio Intangible de Cuenca y por tanto es uno de los temas muy importantes que deben tratarse de cara al bicentenario de la ciudad y aportar en su conservación.

El concejal Iván Abril, presidente de la Comisión de Cultura, consideró que esta manifestación religiosa es de gran importancia para la ciudad por ser Patrimonio Intangible, por lo que se debería priorizar un rubro específico para ello, en cuanto a la organización y preservación del Pase.

Actualmente Cuenca tiene un monto de 6'700.000 dólares para conservar su patrimonio, valor que en los últimos años se ha destinado para la recuperación de bienes materiales e inmateriales, pero en general.

“No contamos con un detalle de cual es el monto que se destina específicamente para el Pase del Niño, sin embargo, para el análisis presupuestario del bicentenario se debe tomar en cuenta”, sostuvo el edil.

El Pase del Niño Viajero congregará a más de 80.000 fieles y devotos para el 24 de diciembre en las principales calles de Cuenca. Ese día el Niño lucirá una vestimenta especial confeccionada por las madres del Carmen de la Asunción. (I)

Muestras de fe se preparan para el Pase del Niño Viajero

Desde este lunes la imagen réplica recorrerá diversos lugares de Cuenca y con eso inicia la celebración del evento que tiene su máxima expresión el 24 de diciembre. El cambio de padrinos se realizará 23 de diciembre y 2.500 litros de chicha se alistan para repartir a los feligreses.

En la entrada del Monasterio del Carmen de la Asunción, vistiendo una túnica rosada con detalles dorados, está la réplica del Niño Viajero dentro de una urna de cristal. Miembros del grupo Hermano Miguel preparan la imagen para la visita a los priostes e instituciones previo al pase de Navidad.

Este año por primera vez los comerciantes del mercado Diez de Agosto y del asilo Miguel León serán los priostes principales. Por ello el pasado mes la imagen llegó hasta el lugar y los comerciantes compartieron su alegría. “(Estamos) felices de recibir al 'Rey' y de ser sus protectores”, señaló la vendedora Rosa Guamán.

El acto marcó el inicio de las actividades culturales y religiosas programadas por la Arquidiócesis de Cuenca y por las madres Carmelitas, custodias de la imagen original, tallada en 1823.

Visitas
Henry Vera, miembro del grupo Hermano Miguel, indicó que la imagen visitará desde este lunes a diversas instituciones. El 2 de diciembre la imagen estará en el Municipio desde las 16:00, al siguiente día irá a la Gobernación del Azuay y posteriormente la Fundación Reinas de Cuenca, entre otras. Las visitas serán hasta el 22 de diciembre que culmina en el mercado Diez de Agosto.

Vera adelantó que para el 13 de diciembre será el pregón del Pase con la participación de centros educativos religiosos, que recorrerán las calles céntricas de la ciudad. Finalmente, habrá una misa campal a las 12:00 en la plazoleta de Las Flores.

Sostuvo que el domingo 15 de diciembre se iniciará la preparación del pan, la chicha y las fundas de caramelos en las casas de la familia Pulla, quienes mantienen esta tradición. Estos alimentos se reparten entre los niños que participan disfrazados.

Esperanza Pulla, quien elabora la chicha, dijo que este año se repartirá en cuatro paradas los 2.500 litros para entregarlo a los devotos durante la jornada de la pasada.

Los más de 500 priostes, entre ellos comerciantes, colaboran con la materia prima, expuso Vera, quien anunció que para el 23 de diciembre está prevista la ceremonia religiosa de relevo de padrinos en la Catedral de la Inmaculada Concepción. “Pasará de manos del Ejército a la Policía, esta última institución prepara el vestido que lucirá la imagen para el sobrevuelo en el avión”.

En la misma iglesia, a las 08:00 del 24 de diciembre, se cumplirá la eucaristía de inicio del Pase del Niño. Luego, la imagen irá hasta la iglesia de San Sebastián, en la calle Bolívar, donde habrá un altar.

La Comisión de Pastoral tiene casi listo el plan de contingencia que incluye la ubicación del altar mayor, normas de seguridad que deben cumplir los carros alegóricos, la ubicación del personal de los organismos de socorro.

Permisos
Felipe Manosalvas, director de Áreas Históricas y Patrimoniales, sostuvo que la fiesta del Pase del Niño, no le corresponde al Municipio de Cuenca, en temas logísticos y de organización, únicamente emite un permiso para que se realice por cuestiones de seguridad.

Dijo además que a inicios de la administración se ejecutaba un estudio respecto a las variaciones que hay en la tradición del Pase del Niño, es decir, “en que los disfraces no únicamente son religiosos, sino que la ciudadanía adopta otras manifestaciones que no corresponden”.

El estudio fue suspendido para darle continuidad el próximo año. No obstante, sostuvo que es parte del Patrimonio Intangible de Cuenca y por tanto es uno de los temas muy importantes que deben tratarse de cara al bicentenario de la ciudad y aportar en su conservación.

El concejal Iván Abril, presidente de la Comisión de Cultura, consideró que esta manifestación religiosa es de gran importancia para la ciudad por ser Patrimonio Intangible, por lo que se debería priorizar un rubro específico para ello, en cuanto a la organización y preservación del Pase.

Actualmente Cuenca tiene un monto de 6'700.000 dólares para conservar su patrimonio, valor que en los últimos años se ha destinado para la recuperación de bienes materiales e inmateriales, pero en general.

“No contamos con un detalle de cual es el monto que se destina específicamente para el Pase del Niño, sin embargo, para el análisis presupuestario del bicentenario se debe tomar en cuenta”, sostuvo el edil.

El Pase del Niño Viajero congregará a más de 80.000 fieles y devotos para el 24 de diciembre en las principales calles de Cuenca. Ese día el Niño lucirá una vestimenta especial confeccionada por las madres del Carmen de la Asunción. (I)