Judiciales se adaptan a horario

Vicente Ordóñez, funcionario de la Superintendencia de Bancos Regional, calcula que, debido a la jornada única dispuesta por el Consejo de la Judicatura Transitorio, ayer se ahorró dos horas en hacer los trámites.
Mirian Orellana y Juan Pablo Robles, servidores judiciales, atienden a dos usuarias que solicitaron atención pasadas las 14:00. Edwin Tapia | El Tiempo

Aspira que la medida se mantenga y optimizar de la mejor manera su tiempo en el trabajo.

El horario unificado se aplica desde ayer en todo el país, los servidores judiciales de la provincia se adaptan a  laborar de 08:00 a 17:00, ininterrumpidamente. La salida al almuerzo se efectúa en dos turnos: de 12:00 a 13:00 y de 13:00 a 14:00, de esa manera la antención es permanente.


Sin embargo, al ser el primer día, entre las 12:00 y las 14:00 la afluencia de público a las dependencias judiciales fue escasa, “será cuestión de que la gente se acostumbre”, mencionó uno de los empleados. Los pocos usuarios que demandaron servicio al mediodía se mostraron de acuerdo con la jornada única.


La disposición, no obstante, tendría que enmarcarse en el marco del Código Orgánico de la Función  Judicial, pues, según reflexiona el juez temporal Abdón Vélez, dicho reglamento establece faenas en doble jornada. Además, indica que algunas diligencias, como los remates, deben propiciarse entre las 14:00 y 18:00.


Jorge Avilés, presidente de la Asociación de Servidores Judiciales del Azuay, da la razón a Vélez, pero recuerda que el Consejo de la Judicatura Transitorio asumió plenos poderes en razón de reorganizar el sistema judicial y el Estado de Excepción también le faculta a propiciar este tipo de modificaciones, sin olvidar que el cambio definitivo de horario solo puede canalizarse a través de una reforma al Código Orgánico de la Función Judicial, en la Asamblea Nacional.

 Predisposición
Respecto a los nuevos horarios, Patricio Armijos, director en Azuay del Consejo de la Judicatura, encuentra predispuestos a los servidores judiciales, no únicamente a la jornada única, sino también a trabajar ocho sábados seguidos, el propósito: depurar los archivos.


“Tuvimos una primera prueba el sábado (10 de septiembre), en cuanto a las horas extraordinarias, con una labor destinada al inventario y a la depuración de los archivos. La mayoría de las judicaturas ya tienen ubicados los procesos que están en estado de abandono, que no se han movido por muchos años y que requieren depurarse, incluso para tener más espacio físico y que vayan a un archivo general”, detalla.


El Consejo de la Judicatura Provincial, prosigue Armijos, espera terminar la depuración en el plazo previsto por el Consejo de la Judicatura Nacional Transitoria, es decir, tener los archivos al día dentro de dos meses.

 Causas
La limpieza del archivo también servirá para identificar la carga procesal. Susana Merchán, jefa de la Sala de Sorteos de la Dirección en Azuay del Consejo de la Judicatura, precisa que esta puede reflejarse también en los sorteos de las causas, que es donde arranca la tarea para toda la Corte.


Menciona que los casos se han incrementado, por ejemplo, en lo civil en 2009 se sortearon 14.273 causas; en 2010, 14.946. Mientras en 2011, solo hasta agosto se registraron 10.375. En lo penal, de los 5.223 sorteos de 2009, se pasó a 6.822 en 2010, mientras hasta agosto de 2011 se contabilizaron 23.253.

Cuenca.

Apoyo a la jornada única
Quito.
Las actividades en el Palacio de Justicia de Pichincha se dieron sin mayores inconvenientes. Los jueces de lo Civil de la provincia, respaldaron el cambio de horario para atender al público. El juez Octavo de lo Civil, Armando Yacelga, manifestó que la transformación de la justicia requiere de cambios estructurales que bien pueden iniciar con el horario.


“También deberá pensarse en la implementación de tecnología a futuro y también deberá pensarse en el cambio en la normativa legal”, indicó el funcionario.


El abogado en libre ejercicio, Miguel Ibáñez, expresó que estos objetivos tendrán radicales cambios si es que se apoya a los funcionarios judiciales y a quienes se sirven de este sistema. “Tenemos que ver si es que va a funcionar o no, para luego ver si es que en realidad dio el resultado esperado gracias al nuevo horario y que haya el despacho suficiente de los trámites”, expresó.

Judiciales se adaptan a horario

Mirian Orellana y Juan Pablo Robles, servidores judiciales, atienden a dos usuarias que solicitaron atención pasadas las 14:00. Edwin Tapia | El Tiempo

Aspira que la medida se mantenga y optimizar de la mejor manera su tiempo en el trabajo.

El horario unificado se aplica desde ayer en todo el país, los servidores judiciales de la provincia se adaptan a  laborar de 08:00 a 17:00, ininterrumpidamente. La salida al almuerzo se efectúa en dos turnos: de 12:00 a 13:00 y de 13:00 a 14:00, de esa manera la antención es permanente.


Sin embargo, al ser el primer día, entre las 12:00 y las 14:00 la afluencia de público a las dependencias judiciales fue escasa, “será cuestión de que la gente se acostumbre”, mencionó uno de los empleados. Los pocos usuarios que demandaron servicio al mediodía se mostraron de acuerdo con la jornada única.


La disposición, no obstante, tendría que enmarcarse en el marco del Código Orgánico de la Función  Judicial, pues, según reflexiona el juez temporal Abdón Vélez, dicho reglamento establece faenas en doble jornada. Además, indica que algunas diligencias, como los remates, deben propiciarse entre las 14:00 y 18:00.


Jorge Avilés, presidente de la Asociación de Servidores Judiciales del Azuay, da la razón a Vélez, pero recuerda que el Consejo de la Judicatura Transitorio asumió plenos poderes en razón de reorganizar el sistema judicial y el Estado de Excepción también le faculta a propiciar este tipo de modificaciones, sin olvidar que el cambio definitivo de horario solo puede canalizarse a través de una reforma al Código Orgánico de la Función Judicial, en la Asamblea Nacional.

 Predisposición
Respecto a los nuevos horarios, Patricio Armijos, director en Azuay del Consejo de la Judicatura, encuentra predispuestos a los servidores judiciales, no únicamente a la jornada única, sino también a trabajar ocho sábados seguidos, el propósito: depurar los archivos.


“Tuvimos una primera prueba el sábado (10 de septiembre), en cuanto a las horas extraordinarias, con una labor destinada al inventario y a la depuración de los archivos. La mayoría de las judicaturas ya tienen ubicados los procesos que están en estado de abandono, que no se han movido por muchos años y que requieren depurarse, incluso para tener más espacio físico y que vayan a un archivo general”, detalla.


El Consejo de la Judicatura Provincial, prosigue Armijos, espera terminar la depuración en el plazo previsto por el Consejo de la Judicatura Nacional Transitoria, es decir, tener los archivos al día dentro de dos meses.

 Causas
La limpieza del archivo también servirá para identificar la carga procesal. Susana Merchán, jefa de la Sala de Sorteos de la Dirección en Azuay del Consejo de la Judicatura, precisa que esta puede reflejarse también en los sorteos de las causas, que es donde arranca la tarea para toda la Corte.


Menciona que los casos se han incrementado, por ejemplo, en lo civil en 2009 se sortearon 14.273 causas; en 2010, 14.946. Mientras en 2011, solo hasta agosto se registraron 10.375. En lo penal, de los 5.223 sorteos de 2009, se pasó a 6.822 en 2010, mientras hasta agosto de 2011 se contabilizaron 23.253.

Cuenca.

Apoyo a la jornada única
Quito.
Las actividades en el Palacio de Justicia de Pichincha se dieron sin mayores inconvenientes. Los jueces de lo Civil de la provincia, respaldaron el cambio de horario para atender al público. El juez Octavo de lo Civil, Armando Yacelga, manifestó que la transformación de la justicia requiere de cambios estructurales que bien pueden iniciar con el horario.


“También deberá pensarse en la implementación de tecnología a futuro y también deberá pensarse en el cambio en la normativa legal”, indicó el funcionario.


El abogado en libre ejercicio, Miguel Ibáñez, expresó que estos objetivos tendrán radicales cambios si es que se apoya a los funcionarios judiciales y a quienes se sirven de este sistema. “Tenemos que ver si es que va a funcionar o no, para luego ver si es que en realidad dio el resultado esperado gracias al nuevo horario y que haya el despacho suficiente de los trámites”, expresó.