Corporación Eléctrica de Ecuador impulsa cambios desde Cuenca

La Corporación Eléctrica del Ecuador, CELEC, marca una nueva etapa en el sector eléctrico. Una de sus prioridades es incentivar la generación de energía más verde en el país.
La hidroeléctrica Paute es la principal fuente de energía eléctrica. En la cuenca del río del mismo nombre se ejecutan otros proyectos.

La presentación oficial de la corporación se efectuó ayer en Cuenca, en donde se encuentra su sede permanente por estar cerca de los principales proyectos hidroeléctricos del país: Paute, Mazar, Cardenillo y Sopladora.


Al acto, realizado en el Hotel Oro Verde, asistieron Aleksey Mosquera, ministro de Electricidad y Energía Renovable, y Jorge Glass, presidente del Directorio del Fondo de Solidaridad, entre otras autoridades gubernamentales y locales.


Fusión


El 26 de febrero nació CELEC de la fusión de las empresas de generación eléctrica Hidropaute, Hidroagoyán, Electroguayas, Termoesmeraldas y Termopichincha, y de transmisión, Transelectric. Ahora, cada una de ellas son unidades autónomas de negocios, las cuales tienen independencia técnica, administrativa y financiera.


La corporación surgió de la coordinación del Fondo de Solidaridad con el Ministerio de Electricidad y Energía Renovable y el Ministerio Coordinador de Sectores Estratégicos.


“La fusión es un paso importante a una nueva estructura de gerencia pública moderna y con responsabilidad social, con políticas corporativas únicas”, señaló Esteban Albornoz, gerente general de CELEC.


La institución se enfoca a mejorar la eficiencia, a optimizar sus recursos, y a replicar las mejores prácticas técnicas, administrativas y financieras. Según Albornoz, otra de las razones para la fusión fue para corregir los errores del pasado.


“En su momento le segmentaron al sector eléctrico en varias empresas con el fin de privatizarlas. Apostaron al mercado, a que sean las leyes de la oferta y de la demanda las que direccionen la expansión en generación. Es decir, se confío a la empresa privada la expansión de un servicio estratégico y de un servicio público”, indicó Albornoz.


Germán Zúñiga, decano de Ciencias y Tecnología de la Universidad del Azuay, mencionó que es positiva la creación de la corporación en la parte operativa, “sin embargo, hay que realizar un análisis técnico-económico para que en otras provincias sea operativamente manejable”, indicó Zúñiga.


Según el decano, la concentración del sector en una sola institución puede ser un retroceso sino se tiene clara la misión y la visión.


Producción


La empresa estatal satisface el 61,08 por ciento de la demanda actual de energía eléctrica. La capacidad instalada es de 1.941 mega vatios, MW. La producción alcanza los 9.824,99 Gigavatios hora al año, GWh/año.


CELEC nació con un patrimonio de 2.519 millones de dólares con el que se asegura el fortalecimiento del sector.
Cada mes ingresan 34 millones de dólares por la venta de energía a las distribuidoras y la transmisión de electricidad. “Estos fondos garantizan las operaciones de las centrales hidroeléctricas y térmicas”, afirmó el gerente de CELEC.


Ecología


Uno de los objetivos de la institución es impulsar proyectos que produzcan energía más amigable con el ambiente.


Por eso, CELEC está promoviendo la obtención de certificados de bonos de carbono. El interés por la compra anticipada de bonos del proyecto Paute-Sopladora es un ejemplo de que la iniciativa de la entidad va por buen camino.


A esto se suma la aplicación de la Estrategia Nacional Ambiental, en la que se toma en cuenta los asentamientos humanos, programas de descontaminación y recuperación de fuentes hídricas.

Corporación Eléctrica de Ecuador impulsa cambios desde Cuenca

La hidroeléctrica Paute es la principal fuente de energía eléctrica. En la cuenca del río del mismo nombre se ejecutan otros proyectos.

La presentación oficial de la corporación se efectuó ayer en Cuenca, en donde se encuentra su sede permanente por estar cerca de los principales proyectos hidroeléctricos del país: Paute, Mazar, Cardenillo y Sopladora.


Al acto, realizado en el Hotel Oro Verde, asistieron Aleksey Mosquera, ministro de Electricidad y Energía Renovable, y Jorge Glass, presidente del Directorio del Fondo de Solidaridad, entre otras autoridades gubernamentales y locales.


Fusión


El 26 de febrero nació CELEC de la fusión de las empresas de generación eléctrica Hidropaute, Hidroagoyán, Electroguayas, Termoesmeraldas y Termopichincha, y de transmisión, Transelectric. Ahora, cada una de ellas son unidades autónomas de negocios, las cuales tienen independencia técnica, administrativa y financiera.


La corporación surgió de la coordinación del Fondo de Solidaridad con el Ministerio de Electricidad y Energía Renovable y el Ministerio Coordinador de Sectores Estratégicos.


“La fusión es un paso importante a una nueva estructura de gerencia pública moderna y con responsabilidad social, con políticas corporativas únicas”, señaló Esteban Albornoz, gerente general de CELEC.


La institución se enfoca a mejorar la eficiencia, a optimizar sus recursos, y a replicar las mejores prácticas técnicas, administrativas y financieras. Según Albornoz, otra de las razones para la fusión fue para corregir los errores del pasado.


“En su momento le segmentaron al sector eléctrico en varias empresas con el fin de privatizarlas. Apostaron al mercado, a que sean las leyes de la oferta y de la demanda las que direccionen la expansión en generación. Es decir, se confío a la empresa privada la expansión de un servicio estratégico y de un servicio público”, indicó Albornoz.


Germán Zúñiga, decano de Ciencias y Tecnología de la Universidad del Azuay, mencionó que es positiva la creación de la corporación en la parte operativa, “sin embargo, hay que realizar un análisis técnico-económico para que en otras provincias sea operativamente manejable”, indicó Zúñiga.


Según el decano, la concentración del sector en una sola institución puede ser un retroceso sino se tiene clara la misión y la visión.


Producción


La empresa estatal satisface el 61,08 por ciento de la demanda actual de energía eléctrica. La capacidad instalada es de 1.941 mega vatios, MW. La producción alcanza los 9.824,99 Gigavatios hora al año, GWh/año.


CELEC nació con un patrimonio de 2.519 millones de dólares con el que se asegura el fortalecimiento del sector.
Cada mes ingresan 34 millones de dólares por la venta de energía a las distribuidoras y la transmisión de electricidad. “Estos fondos garantizan las operaciones de las centrales hidroeléctricas y térmicas”, afirmó el gerente de CELEC.


Ecología


Uno de los objetivos de la institución es impulsar proyectos que produzcan energía más amigable con el ambiente.


Por eso, CELEC está promoviendo la obtención de certificados de bonos de carbono. El interés por la compra anticipada de bonos del proyecto Paute-Sopladora es un ejemplo de que la iniciativa de la entidad va por buen camino.


A esto se suma la aplicación de la Estrategia Nacional Ambiental, en la que se toma en cuenta los asentamientos humanos, programas de descontaminación y recuperación de fuentes hídricas.