Rusia es noticia

’Avaaz’ , que significa “voz” en varios idiomas europeos, asiáticos y de Medio Oriente, nació en 2007 con una misión simple y democrática: movilizar a los ciudadanos del mundo para cerrar la brecha entre el mundo que tenemos y el mundo que la mayoría de la gente quiere.>
La más reciente acción de esta pretendida es su llamamiento a boicotear el mundial de fútbol Rusia 2018, objetivo para el cual ha recolectado nada menos que un millón de firmas. Considerando que el mayor acontecimiento deportivo del mundo, cada cuatro años, concita la atención de los habitantes de los cinco continentes en torno a 32 selecciones nacionales del rey de los deportes, los que al momento sumamos siete mil trescientos cincuenta millones, significa un apoyo de prácticamente nadie. ¿Qué pretende Avaaz, organización nacida en EEUU.?
No se trata solo del fútbol. La última década ha sido testigo del resurgimiento y la mayor presencia de Rusia en la arena internacional, bajo el liderazgo de Vladímir Putin, y, simultáneamente, de los fracasos de la política internacional norteamericana y la troika europea, incapaces de superar la crisis financiera del 2008. Los intentos de la OTAN por controlar el Medio Oriente, es decir el gran negocio del petróleo, solo ha conseguido acumular derrotas militares, económicas y políticas, la mayor de las cuales se llama Siria.
Si la caída del socialismo fue saludada en Occidente como el fin de la historia y la afirmación del mundo unipolar, todos los planes por convertir en realidad sus propios sueños están terminando: el mundo unipolar es una ficción y hoy se enfrentan a un contrapoder tanto o más poderoso que el de los tiempos de la Guerra Fría. La alianza entre la Federación Rusa y la República Popular China no solo frena las intenciones bélicas de Occidente, sino que avanza hacia la consolidación de una realidad económica y financiera al margen del dólar, a la cual se suman los países del BRICS y Venezuela, lo que significa más de la mitad de la población mundial. En el orden político, las reformas en China abren la vía para la permanencia del Presidente Xi Jinping en el poder. El reciente triunfo de Putin en Rusia, demuestra de manera contundente, no solo el apoyo del que goza su líder, sino también que el poder se afirma en la gran fuerza de Rusia Unida y del Partido Comunista, con el 77% y el 12% de apoyo respectivamente. (O)

Rusia es noticia

’Avaaz’ , que significa “voz” en varios idiomas europeos, asiáticos y de Medio Oriente, nació en 2007 con una misión simple y democrática: movilizar a los ciudadanos del mundo para cerrar la brecha entre el mundo que tenemos y el mundo que la mayoría de la gente quiere.>
La más reciente acción de esta pretendida es su llamamiento a boicotear el mundial de fútbol Rusia 2018, objetivo para el cual ha recolectado nada menos que un millón de firmas. Considerando que el mayor acontecimiento deportivo del mundo, cada cuatro años, concita la atención de los habitantes de los cinco continentes en torno a 32 selecciones nacionales del rey de los deportes, los que al momento sumamos siete mil trescientos cincuenta millones, significa un apoyo de prácticamente nadie. ¿Qué pretende Avaaz, organización nacida en EEUU.?
No se trata solo del fútbol. La última década ha sido testigo del resurgimiento y la mayor presencia de Rusia en la arena internacional, bajo el liderazgo de Vladímir Putin, y, simultáneamente, de los fracasos de la política internacional norteamericana y la troika europea, incapaces de superar la crisis financiera del 2008. Los intentos de la OTAN por controlar el Medio Oriente, es decir el gran negocio del petróleo, solo ha conseguido acumular derrotas militares, económicas y políticas, la mayor de las cuales se llama Siria.
Si la caída del socialismo fue saludada en Occidente como el fin de la historia y la afirmación del mundo unipolar, todos los planes por convertir en realidad sus propios sueños están terminando: el mundo unipolar es una ficción y hoy se enfrentan a un contrapoder tanto o más poderoso que el de los tiempos de la Guerra Fría. La alianza entre la Federación Rusa y la República Popular China no solo frena las intenciones bélicas de Occidente, sino que avanza hacia la consolidación de una realidad económica y financiera al margen del dólar, a la cual se suman los países del BRICS y Venezuela, lo que significa más de la mitad de la población mundial. En el orden político, las reformas en China abren la vía para la permanencia del Presidente Xi Jinping en el poder. El reciente triunfo de Putin en Rusia, demuestra de manera contundente, no solo el apoyo del que goza su líder, sino también que el poder se afirma en la gran fuerza de Rusia Unida y del Partido Comunista, con el 77% y el 12% de apoyo respectivamente. (O)