Trump anuncia que invocará la Ley de Producción

El presidente de EE.UU., Donald Trump, ha anunciado que invocará la Ley de Producción de Defensa con el fin de reunir al sector privado y dar respuesta a la crisis sanitaria.

“Me gustaría comenzar anunciando algunas importantes novedades en nuestra guerra contra el virus chino”, declaró el mandatario al comienzo de una rueda de prensa celebrada el miércoles en la Casa Blanca.

La norma permitiría obligar a la industria estadounidense a producir suministros médicos esenciales para combatir el coronavirus.
La Ley, que fue promulgada en 1950 en respuesta al comienzo de la Guerra de Corea, otorga al Gobierno federal el poder de instruir a los fabricantes para que produzcan el equipo que necesite el país, en este caso mascarillas protectoras y ventiladores. La medida también facilita la aplicación de medida financieras, como préstamos, garantías de préstamos, compras y compromisos de compra, “para mejorar, expandir y mantener las capacidades de producción nacional necesarias para respaldar los requisitos de adquisición de defensa nacional y seguridad nacional”.

El mandatario también anunció la suspensión de los embargos hipotecarios y los desalojos hasta finales de abril.
Las declaraciones tuvieron lugar en una conferencia de prensa ofrecida este miércoles, donde Trump prometió una “victoria total” sobre el virus mortal.

La epidemia ha llegado a los 50 estados del país norteamericano.

Mientras tanto, los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades, CDC, informaron sobre el aumento de 2.812 nuevos casos que se suman a los 7.087 reportados anteriormente.

Asimismo, el número de víctimas mortales ascendió de 22 a 97. (I)

Trump anuncia que invocará la Ley de Producción

El presidente de EE.UU., Donald Trump, ha anunciado que invocará la Ley de Producción de Defensa con el fin de reunir al sector privado y dar respuesta a la crisis sanitaria.

“Me gustaría comenzar anunciando algunas importantes novedades en nuestra guerra contra el virus chino”, declaró el mandatario al comienzo de una rueda de prensa celebrada el miércoles en la Casa Blanca.

La norma permitiría obligar a la industria estadounidense a producir suministros médicos esenciales para combatir el coronavirus.
La Ley, que fue promulgada en 1950 en respuesta al comienzo de la Guerra de Corea, otorga al Gobierno federal el poder de instruir a los fabricantes para que produzcan el equipo que necesite el país, en este caso mascarillas protectoras y ventiladores. La medida también facilita la aplicación de medida financieras, como préstamos, garantías de préstamos, compras y compromisos de compra, “para mejorar, expandir y mantener las capacidades de producción nacional necesarias para respaldar los requisitos de adquisición de defensa nacional y seguridad nacional”.

El mandatario también anunció la suspensión de los embargos hipotecarios y los desalojos hasta finales de abril.
Las declaraciones tuvieron lugar en una conferencia de prensa ofrecida este miércoles, donde Trump prometió una “victoria total” sobre el virus mortal.

La epidemia ha llegado a los 50 estados del país norteamericano.

Mientras tanto, los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades, CDC, informaron sobre el aumento de 2.812 nuevos casos que se suman a los 7.087 reportados anteriormente.

Asimismo, el número de víctimas mortales ascendió de 22 a 97. (I)