Moreno: ‘Gobierno defenderá la paz y la seguridad’

El presidente Lenin Moreno durante una entrevista en el marco del Foro Económico Mundial en Davos, Suiza.

El Presidente de la República indicó que el Ecuador está indignado ante la intensión de quienes atentaron contra la seguridad de los ecuatorianos y en contra de la democracia.

El presidente de la república, Lenín Moreno, respondió a través de una cadena nacional la noche del lunes, a la Confederación de Nacionalidades Indígenas del Ecuador (Conaie) sobre una eventual demanda al Gobierno ante la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) por “uso excesivo de la fuerza y crímenes de lesa humanidad” en las protestas de octubre pasado.

El mandatario aseguró que el país está indignado por esa intención de parte “de quienes atentaron contra la seguridad de los ecuatorianos y en contra de la democracia”.

“Parece que quieren que olvidemos los hechos de esos días, en los que la violencia fue uno de los protagonistas principales. En 40 años de democracia, el país no había vivido nunca un hecho parecido”, recordó.

Durante su intervención, Moreno dio a conocer información sobre todo lo que dejaron las violentas manifestaciones, que prácticamente paralizaron el país durante 11 días.

“435 policías y 80 militares fueron heridos, un policía perdió su ojo, 202 policías y militares fueron secuestrados y amenazados de muerte. Otros fueron obligados a despojarse de sus zapatos y caminar sobre vidrios, o ser rociados con gasolina”, afirmó.

“255 militares fueron retenidos, 26 UPC fueron destruidas, una Unidad de Vigilancia Comunitaria quemada, 108 vehículos policiales fueron afectados y 131 periodistas agredidos”, agregó el mandatario.

Moreno aseguró que el pueblo ecuatoriano sabe quien está por la paz y quiénes son los que generan violencia; al tiempo que ratificó que el Gobierno defenderá la paz y el trabajo que cumplió la Policía Nacional y las Fuerzas Armadas que no dispararon ni una bala. (I)

Moreno: ‘Gobierno defenderá la paz y la seguridad’

El presidente Lenin Moreno durante una entrevista en el marco del Foro Económico Mundial en Davos, Suiza.

El Presidente de la República indicó que el Ecuador está indignado ante la intensión de quienes atentaron contra la seguridad de los ecuatorianos y en contra de la democracia.

El presidente de la república, Lenín Moreno, respondió a través de una cadena nacional la noche del lunes, a la Confederación de Nacionalidades Indígenas del Ecuador (Conaie) sobre una eventual demanda al Gobierno ante la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) por “uso excesivo de la fuerza y crímenes de lesa humanidad” en las protestas de octubre pasado.

El mandatario aseguró que el país está indignado por esa intención de parte “de quienes atentaron contra la seguridad de los ecuatorianos y en contra de la democracia”.

“Parece que quieren que olvidemos los hechos de esos días, en los que la violencia fue uno de los protagonistas principales. En 40 años de democracia, el país no había vivido nunca un hecho parecido”, recordó.

Durante su intervención, Moreno dio a conocer información sobre todo lo que dejaron las violentas manifestaciones, que prácticamente paralizaron el país durante 11 días.

“435 policías y 80 militares fueron heridos, un policía perdió su ojo, 202 policías y militares fueron secuestrados y amenazados de muerte. Otros fueron obligados a despojarse de sus zapatos y caminar sobre vidrios, o ser rociados con gasolina”, afirmó.

“255 militares fueron retenidos, 26 UPC fueron destruidas, una Unidad de Vigilancia Comunitaria quemada, 108 vehículos policiales fueron afectados y 131 periodistas agredidos”, agregó el mandatario.

Moreno aseguró que el pueblo ecuatoriano sabe quien está por la paz y quiénes son los que generan violencia; al tiempo que ratificó que el Gobierno defenderá la paz y el trabajo que cumplió la Policía Nacional y las Fuerzas Armadas que no dispararon ni una bala. (I)