Investigaciones apuntan a que ataque a Contraloría fue "planificado"

Foto cortesía.

En los exteriores de la Contraloría General del Estado se izaron banderas como acto simbólico del fortalecimiento de esta entidad, y en rechazo a los actos vandálicos que destruyeron su infraestructura la noche del 12 de octubre del 2019. Autoridades de distintas instituciones y hasta excontralores participaron en el acto.

El actual contralor y presidente de la Función de Transparencia y Control (FTCS), Pablo Celi, la fiscal general del Estado, Diana Salazar, y la secretaria técnica de la FTCS, Verónica Acosta, izaron las banderas de Ecuador, Quito y de la Contraloría.

Celi manifestó que el 12 de octubre "se intentó sabotear el ejercicio del control público, inutilizando su infraestructura, destruyendo la memoria documental de años de trabajo, pretendiendo anular a los equipos de control". Durante su intervención, Celi enfatizó en la necesidad de crear un tribunal de cuentas como una figura de control público que garantizará la transparencia del Estado.

Señaló que en este momento, las instituciones del país tiene "un solo norte" que es la lucha contra la corrupción y fortalecer el Estado. Celi mencionó que en dos años Contraloría realizó 5.500 informes, como resultado de ese trabajo la entidad estableció 10.500 responsabilidades administrativas, 6.400 responsabilidades civiles y 520 indagaciones de índole penal.

Minutos después, Celi efectuó un recorrido por las instalaciones del edificio, destruido durante las manifestaciones de octubre. Estuvo acompañado del expresidente del Consejo de la Judicatura Transitorio, Marcelo Merlo.


¿Ataque coordinado?

En el evento, la fiscal Salazar se refirió a las investigaciones sobre el ataque a la Contraloría, que habría sido planificado y coordinado a través de un grupo en Whatsapp. En el caso hay varios procesados. Según una publicación de Diario El Comercio, este miércoles 6 de noviembre, en los teléfonos incautados se halló un chat denominado Grupo Libertador, que fue eliminado a las 20:00 del sábado 12 de octubre, horas después de que un grupo de encapuchados ingresara violentamente a las instalaciones de la Contraloría. En estos chats, la entidad era identificada como "Casa Blanca" y se encontraron varias instrucciones.

En el marco del evento de hoy, Salazar señaló que las investigaciones apuntan a que el incendio de la Contraloría fue "concertado y planificado". "La Fiscalía lleva una investigación formal y cuando haya resultado vamos a presentar a los jueces, y la ciudadanía va a poder conocer la verdad de cómo se planificó, se concertó y se llevó a cabo este tema", dijo Salazar en declaraciones a la prensa.

No obstante, la Fiscal señaló que la planificación no habría sido solamente en la Contraloría, "sino en cada uno de los lugares en el país donde pudimos ver actos que no tienen que ver únicamente con una protesta, sino que pasaron la línea de la resistencia y se convirtieron en hechos vandálicos". Salazar reiteró que se trata de una teoría del caso que maneja la Fiscalía. "Estamos recabando todos los elementos sobre quiénes están detrás", apuntó la funcionaria.

Añadió que hay "abundante y contundente evidencia". Respecto a la supuesta planificación del ataque, María Paula Romo, ministra de Gobierno, indicó que "el trabajo de la justicia en los próximos días va a ser muy importante, va a reducir el espacio de las elucubraciones". "Creo que el paso de los días y la actuación de la justicia tiene que darnos más claridad sobre lo que pasó, y creo que es importante distinguir reacciones espontáneas que pueden tener relación con un descontento y reclamo, de otros casos que fueron dirigidos a determinados lugares", apuntó Romo en una entrevista radial esta mañana. (I)

Investigaciones apuntan a que ataque a Contraloría fue "planificado"

Foto cortesía.

En los exteriores de la Contraloría General del Estado se izaron banderas como acto simbólico del fortalecimiento de esta entidad, y en rechazo a los actos vandálicos que destruyeron su infraestructura la noche del 12 de octubre del 2019. Autoridades de distintas instituciones y hasta excontralores participaron en el acto.

El actual contralor y presidente de la Función de Transparencia y Control (FTCS), Pablo Celi, la fiscal general del Estado, Diana Salazar, y la secretaria técnica de la FTCS, Verónica Acosta, izaron las banderas de Ecuador, Quito y de la Contraloría.

Celi manifestó que el 12 de octubre "se intentó sabotear el ejercicio del control público, inutilizando su infraestructura, destruyendo la memoria documental de años de trabajo, pretendiendo anular a los equipos de control". Durante su intervención, Celi enfatizó en la necesidad de crear un tribunal de cuentas como una figura de control público que garantizará la transparencia del Estado.

Señaló que en este momento, las instituciones del país tiene "un solo norte" que es la lucha contra la corrupción y fortalecer el Estado. Celi mencionó que en dos años Contraloría realizó 5.500 informes, como resultado de ese trabajo la entidad estableció 10.500 responsabilidades administrativas, 6.400 responsabilidades civiles y 520 indagaciones de índole penal.

Minutos después, Celi efectuó un recorrido por las instalaciones del edificio, destruido durante las manifestaciones de octubre. Estuvo acompañado del expresidente del Consejo de la Judicatura Transitorio, Marcelo Merlo.


¿Ataque coordinado?

En el evento, la fiscal Salazar se refirió a las investigaciones sobre el ataque a la Contraloría, que habría sido planificado y coordinado a través de un grupo en Whatsapp. En el caso hay varios procesados. Según una publicación de Diario El Comercio, este miércoles 6 de noviembre, en los teléfonos incautados se halló un chat denominado Grupo Libertador, que fue eliminado a las 20:00 del sábado 12 de octubre, horas después de que un grupo de encapuchados ingresara violentamente a las instalaciones de la Contraloría. En estos chats, la entidad era identificada como "Casa Blanca" y se encontraron varias instrucciones.

En el marco del evento de hoy, Salazar señaló que las investigaciones apuntan a que el incendio de la Contraloría fue "concertado y planificado". "La Fiscalía lleva una investigación formal y cuando haya resultado vamos a presentar a los jueces, y la ciudadanía va a poder conocer la verdad de cómo se planificó, se concertó y se llevó a cabo este tema", dijo Salazar en declaraciones a la prensa.

No obstante, la Fiscal señaló que la planificación no habría sido solamente en la Contraloría, "sino en cada uno de los lugares en el país donde pudimos ver actos que no tienen que ver únicamente con una protesta, sino que pasaron la línea de la resistencia y se convirtieron en hechos vandálicos". Salazar reiteró que se trata de una teoría del caso que maneja la Fiscalía. "Estamos recabando todos los elementos sobre quiénes están detrás", apuntó la funcionaria.

Añadió que hay "abundante y contundente evidencia". Respecto a la supuesta planificación del ataque, María Paula Romo, ministra de Gobierno, indicó que "el trabajo de la justicia en los próximos días va a ser muy importante, va a reducir el espacio de las elucubraciones". "Creo que el paso de los días y la actuación de la justicia tiene que darnos más claridad sobre lo que pasó, y creo que es importante distinguir reacciones espontáneas que pueden tener relación con un descontento y reclamo, de otros casos que fueron dirigidos a determinados lugares", apuntó Romo en una entrevista radial esta mañana. (I)

Boletín Que gara
Qué gara

Ahora puedes suscribirte a nuestro Nuevo boletín semanal

Suscríbete