El acceso al agua se debate en la COP25

El alcalde de Madrid, José Luis Martínez, recibe un escrito en defensa de la Amazonía de un representante indígena.

Tanto proyectos que trabajan por permitir a comunidades vulnerables llegar al servicio, como prácticas políticas que van en contra del medio ambiente, fueron expuestas en el segundo día de la Cumbre del Clima.

Encargadas de la llave de paso que controla las horas y la cantidad de agua de una localidad: es un oficio tradicionalmente masculino que ahora las mujeres pueden ocupar en República Dominicana gracias a un proyecto de la AECID.

Desde que la AECID puso en marcha el Fondo de Cooperación para Agua y Saneamiento, hace más de 10 años, tiene el fin de “garantizar el derecho” a esos dos servicios, explica la directora de Cooperación con América Latina y el Caribe, Carmen Castiella Ruíz.

Pero incluso con estos esfuerzos para garantizar el servicio, siguen existiendo grandes retos, ya que esta región es particularmente vulnerable: a pesar de tener el 31 por ciento de las fuentes de agua potable del mundo, se enfrenta a desafíos importantes en cuanto al acceso y a la gran desigualdad entre países o entre zonas rurales y urbanas.

En Haití, donde el acceso apenas llega al 50 por ciento, por ejemplo, se pudo instalar una toma de agua en Anse a Pitre gracias a este fondo, como evidencia una de las fotografías de la muestra “AECID: 30 años cooperando por el desarrollo sostenible” expuesta en el segundo día que se celebra la Cumbre del Clima COP25, en Madrid. (I)

Indígenas de Chile piden “no ser moneda de cambio de la energía verde”

El presidente del Consejo de Pueblos Atacameños, Sergio Cubillos, afirma que ha acudido a la COP25, para “denunciar la problemática de la extracción de litio”, una industria que “emplea más de 2.300 litros de agua por segundo para obtener la famosa energía verde, promocionada por el estado chileno a nivel mundial”. “El pueblo atacameño no puede ser la moneda de cambio de la energía verde”, aseguró Cubillos, que alerta de la “contradictoria situación” que plantea el metal litio, que “supuestamente frenará la crisis climática”. (I)

El acceso al agua se debate en la COP25

El alcalde de Madrid, José Luis Martínez, recibe un escrito en defensa de la Amazonía de un representante indígena.

Tanto proyectos que trabajan por permitir a comunidades vulnerables llegar al servicio, como prácticas políticas que van en contra del medio ambiente, fueron expuestas en el segundo día de la Cumbre del Clima.

Encargadas de la llave de paso que controla las horas y la cantidad de agua de una localidad: es un oficio tradicionalmente masculino que ahora las mujeres pueden ocupar en República Dominicana gracias a un proyecto de la AECID.

Desde que la AECID puso en marcha el Fondo de Cooperación para Agua y Saneamiento, hace más de 10 años, tiene el fin de “garantizar el derecho” a esos dos servicios, explica la directora de Cooperación con América Latina y el Caribe, Carmen Castiella Ruíz.

Pero incluso con estos esfuerzos para garantizar el servicio, siguen existiendo grandes retos, ya que esta región es particularmente vulnerable: a pesar de tener el 31 por ciento de las fuentes de agua potable del mundo, se enfrenta a desafíos importantes en cuanto al acceso y a la gran desigualdad entre países o entre zonas rurales y urbanas.

En Haití, donde el acceso apenas llega al 50 por ciento, por ejemplo, se pudo instalar una toma de agua en Anse a Pitre gracias a este fondo, como evidencia una de las fotografías de la muestra “AECID: 30 años cooperando por el desarrollo sostenible” expuesta en el segundo día que se celebra la Cumbre del Clima COP25, en Madrid. (I)

Indígenas de Chile piden “no ser moneda de cambio de la energía verde”

El presidente del Consejo de Pueblos Atacameños, Sergio Cubillos, afirma que ha acudido a la COP25, para “denunciar la problemática de la extracción de litio”, una industria que “emplea más de 2.300 litros de agua por segundo para obtener la famosa energía verde, promocionada por el estado chileno a nivel mundial”. “El pueblo atacameño no puede ser la moneda de cambio de la energía verde”, aseguró Cubillos, que alerta de la “contradictoria situación” que plantea el metal litio, que “supuestamente frenará la crisis climática”. (I)

Boletín Que gara
Qué gara

Ahora puedes suscribirte a nuestro Nuevo boletín semanal

Suscríbete