Coreanos aportaron saberes en pueblos del Ecuador

El director de Cooperación Internacional Bimultilateral y Regional, Hernán Yánez (c), reconoce a voluntarios coreanos.
FOTO: Tomada de @cancilleriaec

Un total de 13 profesionales de Corea del Sur estuvieron en más de cinco pueblos del país para impartir sus conocimientos en distintas área como cultura, medicina, deportes, educación.

Ayer la Cancillería otorgó reconocimientos a 13 voluntarios de la Agencia Internacional de Cooperación de Corea, KOICA, quienes impartieron sus conocimientos en las áreas de educación, salud, trabajo social, turismo, tecnología, arte y taekwondo, en beneficio del pueblo.

El director de la Cooperación Internacional Bimultilateral y Regional de la Cancillería, Hernán Yánez, dialogó con los voluntarios sobre sus experiencias de trabajo y aportes realizados en diferentes centros de educación, unidades médicas, federaciones deportivas y en municipios.

Los conocimientos de los profesionales coreanos se trasmitieron en Vilcabamba, Azogues, Guaranda, Salcedo, Ibarra, Guanujo, Palora, Chaco, Saraguro, Cuenca, Latacunga, Puerto Quito y Ambuquí. Kim Sunyoung, enfermera coreana, fue asignada a la Prefectura de Imbabura en la ciudad de Ibarra y contó que en su estancia trabajó en la unidad médica que recorre toda la provincia atendiendo a personas con discapacidad, adultos mayores, estudiantes y migrantes.

“Durante dos años atendimos a más de 8.000 personas para mejorar su calidad de vida. Koica es un puente entre la vocación de sus voluntarios y la necesidad de un pueblo por crecer en igualdad. Gracias a todos por ser parte del cambio para muchas familias”, expresó.

Otra de las voluntarias, Son Heejung, dictó clases de taekwondo para los estudiantes de la escuela Valle del Chota, de la parroquia rural de Ambuquí, en el cantón Ibarra.

“Enseñé el sistema básico de taekwondo y a competir. Cuando inicié las clases me di cuenta que tenían poco conocimiento, ahora han mejorado”, aseguró. (I)

Coreanos aportaron saberes en pueblos del Ecuador

El director de Cooperación Internacional Bimultilateral y Regional, Hernán Yánez (c), reconoce a voluntarios coreanos.
FOTO: Tomada de @cancilleriaec

Un total de 13 profesionales de Corea del Sur estuvieron en más de cinco pueblos del país para impartir sus conocimientos en distintas área como cultura, medicina, deportes, educación.

Ayer la Cancillería otorgó reconocimientos a 13 voluntarios de la Agencia Internacional de Cooperación de Corea, KOICA, quienes impartieron sus conocimientos en las áreas de educación, salud, trabajo social, turismo, tecnología, arte y taekwondo, en beneficio del pueblo.

El director de la Cooperación Internacional Bimultilateral y Regional de la Cancillería, Hernán Yánez, dialogó con los voluntarios sobre sus experiencias de trabajo y aportes realizados en diferentes centros de educación, unidades médicas, federaciones deportivas y en municipios.

Los conocimientos de los profesionales coreanos se trasmitieron en Vilcabamba, Azogues, Guaranda, Salcedo, Ibarra, Guanujo, Palora, Chaco, Saraguro, Cuenca, Latacunga, Puerto Quito y Ambuquí. Kim Sunyoung, enfermera coreana, fue asignada a la Prefectura de Imbabura en la ciudad de Ibarra y contó que en su estancia trabajó en la unidad médica que recorre toda la provincia atendiendo a personas con discapacidad, adultos mayores, estudiantes y migrantes.

“Durante dos años atendimos a más de 8.000 personas para mejorar su calidad de vida. Koica es un puente entre la vocación de sus voluntarios y la necesidad de un pueblo por crecer en igualdad. Gracias a todos por ser parte del cambio para muchas familias”, expresó.

Otra de las voluntarias, Son Heejung, dictó clases de taekwondo para los estudiantes de la escuela Valle del Chota, de la parroquia rural de Ambuquí, en el cantón Ibarra.

“Enseñé el sistema básico de taekwondo y a competir. Cuando inicié las clases me di cuenta que tenían poco conocimiento, ahora han mejorado”, aseguró. (I)

Boletín Que gara
Qué gara

Ahora puedes suscribirte a nuestro Nuevo boletín semanal

Suscríbete