Cuenca

La tradición del pan se recupera

Celinata Zaiteros introduce el pan en el horno que diariamente se consume en el Monasterio de las madres Oblatas en Todos los Santos. Edwin Tapia | El Tiempo

Ayer, en el barrio Todos Santos, se llevó a cabo el festival El pan de cada día, organizado por el Museo de las Conceptas, el Municipio y la Universidad del Azuay. El evento contó con la participación activa de los moradores del sector.

Fecha de Publicación: 2011-05-01 00:00

Este encuentro que se hace por primera vez en la ciudad tiene como objetivo rescatar las tradiciones más emblemáticas de la ciudad como es la elaboración de panes.

La iniciativa es parte del proyecto ¿Por qué Cuenca es Patrimonio? Y convocó desde las 10:00 de la mañana a los residentes de la zona y de otros barrios a degustar la gran variedad de panes y que elaboran las mujeres, del barrio.


El festival inició con una misa de bendición de los panes a las afueras del Monasterio de las madres Oblatas y por primera vez el primer piso del mismo se abrió al público para mostrar el trabajo diario que hacen las hermanas en el horno de 100 años, que se encuentra en remodelación. En este espacio, los visitantes degustaron toda clase de panes que fueron elaboradas desde las 5 de la mañana.


Para Dora Ordóñez esta es una buena iniciativa, sin embargo, esperaba encontrar las recetas antiguas que guiaban la elaboración del pan que comía cuando era estudiante hace 60 años, en este centro religioso. “Recuerdo que no éramos más de 40 niñas en la escuela y comer ese pan eran parte de nuestra experiencia”, añoró Ordoñez.

Panaderas y dulceras
Elvira Jaramillo, quien ahora tiene 86 años y es una de las pocas panaderas que quedan. Pero dejó el oficio pues la artrosis le impide movilizarse. Ahora su puesto lo ocupa su hija Melania Jaramillo, quien para la ocasión empezó a preparar el pan desde las 4 de la mañana. “el oficio del panadero es muy duro, no hay fechas ni horarios”, señala Jaramillo y recuerda que desde niña vio a su madre trabajar en panaderías ajenas y las navidades pasaban solos, ella y su hermano.


Ahora ella está al frente de una tienda de abarrotes, en la calle Mariano Cueva. Ella vende galletas de manteca, pan de huevo, arepas y más.
Guillermina León junto con sus tres hermanas elabora los dulces cuencanos hace ocho años y los prepara en las fiestas del Corpus, o de las Cruces. Ahora, aprovecha la ocasión pues considera que es una linda oportunidad de conocer nuestras tradiciones. En su menú se ofertan rosquillas confitadas, dulces de maíz y frutas y se venden en la calle Larga 541. (MFT)

Cuenca.

 

 

 






Mapa de crímenes en Cuenca 2014
Mapa de crímenes en Cuenca 2014
Redes eltiempo.com.ec
   
 

    Síguenos en twitter

 
 

     Míranos en Facebook

 
 

    Nuestro canal en YouTube

 
 

    Escúchanos en SounCloud

 
 

     Míranos en Storify

 
 

     La noticia en Googlemaps

 
 

    Tu blog en nuestra web

   

 

Populares
Encuesta
Suscripciones / eltiempo.com.ec